Las personas con lesiones en el hipocampo tienen más dificultades para resistir las tentaciones

Los sistemas de memoria del cerebro ayudan a resistir las tentaciones, por lo que un factor que podría explicar la diferencia en la capacidad de la gente para resistir la tentación podría estar en la actividad de una estructura profunda del cerebro: el hipocampo.

Así, las personas con lesiones en el hipocampo tienen dificultad para imaginar metas atractivas en el futuro que contrarresten el atractivo de las recompensas inmediatas.


La comprensión de cómo los seres humanos toman decisiones intertemporales, como beber alcohol una noche aunque sea negativo para salud más tarde en la vida, es crucial para el diseño de políticas de seguros o las campañas antialcohol. Este problema ha sido recientemente analizado mediante escáneres cerebrales en los que se descubrió que la parte dorsolateral de la corteza prefrontal, una región conocida por implementar el control del comportamiento, fue crucial para tomar decisiones, como realizar un pago de 11 dólares al día siguiente en lugar de afrontar esa deuda el mismo día pero a un coste menor, 10 dólares.

Según el líder del estudio publicado en 'Plos Biology', Mathias Pessiglione, en la vida diaria las recompensas inmediatas pueden ser percibidas por los sentidos mientras las recompensas futuras deben estar representadas en nuestra imaginación. Para reproducir esta situación en el laboratorio, los autores utilizaron recompensas más naturales como los alimentos (por ejemplo, tomar una cerveza hoy o una botella de champán en una semana).

Los voluntarios se enfrentaron a la elección entre recompensas inmediatas que se presentaron mediante imágenes y los futuros beneficios que se les expusieron en forma de texto. En este caso concreto, la capacidad de seleccionar las recompensas futuras estaba vinculada a la cantidad de actividad en el hipocampo.

Para completar la demostración, se les propuso la misma tarea de elección a individuos con lesiones en el hipocampo debido a la enfermedad de Alzheimer y otros con una variante del comportamiento de la demencia frontotemporal (bvFTD) que surge de la degeneración prefrontal. A diferencia de las personas con bvFTD, que mostraron impulsividad excesiva en todo tipo de opciones, las personas con Alzheimer tendieron específicamente a las recompensas inmediatas cuando debían imaginar las recompensas futuras.

"Esto se debe a que el hipocampo es necesario para imaginar situaciones futuras con una riqueza de detalles que las hagan suficientemente atractivas", subrayó Pessiglione, quien agrega que esta estructura cerebral ha sido considerada como esencial para el almacenamiento de episodios anteriores, pero los científicos han descubierto recientemente que también está involucrada en la simulación de situaciones futuras.

"La consecuencia es que los pacientes con lesiones en el hipocampo no sólo sufren de déficit de memoria sino también de una dificultad para imaginar metas que contrarresten el atractivo de las recompensas inmediatas y motivar sus acciones en el largo plazo", resume este investigador.