Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

Las calles de Valladolid vuelven a convertirse en ciclistas para demostrar la falta de seguridad

La convocatoria de la Asamblea Ciclista de la ciudad volvió a reunir a decenas de personas en su habitual quedada mensual, con el fallecimiento de Jesús Negro aún presente.

Era una marcha más, la de todos los primeros viernes de mes en la Plaza Mayor a las ocho de la tarde, pero a la vez no lo era. Decenas de ciclistas de Valladolid volvieron a reunirse para pedalear, desafiando al viento y a la lluvia, con la intención de dejar patente que están desnudos, desprotegidos, cada vez que se montan en su sillín y se ponen a rodar. No era difícil tener presente a Jesús Negro, quien muriera atropellado hace poco más de una semana en la VA-30, tras una mala maniobra de un camionero.

 

Así, como si de un acto más de reivindicación se tratara, poco a poco fueron llegando ciclistas frente al Ayuntamiento de Valladolid, con un ojo en la bicicleta y con otro en el cielo y en las nubes. Atrás quedaban los accidentes, la falta de seguridad, el miedo a ir por las carreteras. Quedaban atrás por el hecho de ir juntos, pero la realidad es que no deja de tratarse de un peligro que les acecha día sí y día también.

 

Precisamente por eso estaban allí. Lo fácil es pensar que se manifestaban por Jesús Negro o por los dos que fallecieron en Aguasal, también en Valladolid, un caso que ha terminado con la culpable condenada esta misma semana tras un mortal atropello. Y es que ese es el día a día de una persona que coge su bicicleta de manera diaria; tener que moverse con el miedo a, sin haber hecho nada, acabar arrollado por accidente.

 

Finalmente, y tras los habituales minutos de demora, la marcha partió por las calles de Valladolid, bastante menos multitudinaria que la del pasado sábado en el mismo sitio, pero con el mismo mensaje al fin y al cabo; los ciclistas siguen reivindicando el metro y medio de distancia, mejores carriles y conexiones, más conciencia al volante. En definitiva, más seguridad en todos los aspectos.

Noticias relacionadas