Laguna fomenta que los niños vayan solos al colegio Miguel Hernández con el apoyo de monitores hasta Navidad

Los interesados deben dejar a sus hijos (1º a 6º de primaria) los miércoles en los puntos de encuentro a partir 8.30 horas para que desde ahí hasta el colegio vayan juntos, sin padres ni madres, y acompañados y vigilados por monitores. Se han señalizado 8 puntos cercanos al colegio como puntos de encuentro, y pintado huellas blancas en el suelo que llevan hasta el colegio.

Todos los miércoles, y hasta que empiecen las vacaciones de Navidad, a partir 08:30 horas habrá monitores en los puntos de encuentro señalizados en el Camino Escolar del CEIP Miguel Hernández para acompañar a los niños al colegio mientras cantan y juegan.  

 

Esta actividad, organizada por el Ayuntamiento de Laguna de Duero, a través de la Concejalía de Medio Ambiente, se enmarca dentro de proyecto Camino Escolar, que ha empezado a funcionar como experiencia piloto en el CEIP Miguel Hernández, e incluye la señalización de puntos de encuentro y la creación de una senda de huellas pintadas en las aceras a lo largo de los diferentes recorridos de acceso a este colegio.

 

Se han señalizado 8 puntos cercanos al colegio como puntos de encuentro, y huellas blancas pintadas en el suelo que llevan hasta el colegio. Los interesados deben dejar a sus hijos (1º a 6º de primaria) en los puntos de encuentro a partir 08:30 horas para que desde ahí hasta el colegio vayan juntos, sin padres ni madres, y acompañados y vigilados por monitores.

 

La concejal de Medio Ambiente, María Alonso Blanco, ha explicado que “de este modo los padres tienen mayor seguridad para dejar a sus hijos ir solos al colegio e irán dejándoles mayor libertad sin renunciar a la seguridad. Los niños van conociendo los puntos de encuentro y el camino escolar, con la seguridad de ir acompañados de un adulto, se encuentran con sus compañeros para jugar y van asociando el hecho de caminar al colegio con una actividad divertida. Y para finalizar, los niños llegan al colegio más despejados y listos para empezar a aprender”.

 

Los objetivos del proyecto “Camino Escolar” son: Hacer seguro y atractivo el camino de casa al colegio; Que niños y niñas vayan solos, despacio, disfrutando, y hablando de sus cosas; Disminuir el uso y aglomeración de coches y promover modos de desplazamientos más saludables.

Mejorar la calidad Medio Ambiental de Laguna