La presencia de los océanos es vital para la vida en otros planetas

Esta investigación ayudará a responder si los planetas similares a la Tierra podrían sostener vida extraterrestre.

Investigadores de la Universidad de East Anglia (UEA) han dado un paso importante en la carrera para descubrir si otros planetas podrían desarrollar y sostener la vida.

 

Una nueva investigación publicada en la revista Astrobiology demuestra el papel vital de los océanos en la moderación del clima en los planetas similares a la Tierra.

 

Hasta ahora, las simulaciones por ordenador de los climas habitables en planetas similares a la Tierra se han centrado en sus atmósferas. Pero la presencia de los océanos es vital para la estabilidad del clima óptimo y la habitabilidad.

 

El equipo de investigación de la escuela de Matemáticas y Ciencias Ambientales de la UEA creó un patrón simulado por ordenador de circulación de los océanos en un planeta parecido a la Tierra cubierto por un hipotético océano. Se observó cómo los diferentes tipos de rotación planetaria impactarían en el transporte de calor si se tiene en cuenta la presencia de los océanos.

 

El investigador del equipo David Stevens dijo: "El número de planetas descubiertos fuera de nuestro sistema solar está aumentando rápidamente. Esta investigación ayudará a responder si estos planetas podrían sostener vida extraterrestre".

 

"Sabemos que muchos planetas son completamente inhabitables debido a que están demasiado cerca o demasiado lejos de su sol. La zona habitable de un planeta se basa en su distancia del sol y las temperaturas a las que es posible que el planeta tenga agua líquida".

 

"Pero hasta ahora, la mayoría de los modelos de habitabilidad han dejado de lado el impacto de los océanos en el clima. Los océanos tienen una inmensa capacidad de controlar el clima. Son beneficiosos debido a que causan que la temperatura de la superficie responda muy lentamente a los cambios estacionales en la calefacción solar. Y ayudan a asegurar que los cambios de temperatura se mantengan a niveles tolerables.

 

"Hemos encontrado que el calor transportado por los océanos podría tener un impacto importante en la distribución de la temperatura a través de un planeta, y potencialmente podría permitir que una mayor superficie de un planeta sea habitable.

 

"Marte, por ejemplo, se encuentra en la zona habitable del Sol, pero no tiene océanos. Esto hace que la temperatura del aire oscile en un rango de 100° C.