La Plaza de España se viste de acuarela con el Mercado del Arte

Este domingo ha tenido lugar el Mercado del Arte, una iniciativa de la Unión Artística Vallisoletana junto con la Unión de Acuarelistas de Castilla y León  que pretende sacar el arte a la calle para que la gente disfrute y conozca de primera mano a los pintores y a sus obras. 

Colgadas en vallas de metal en la céntrica Plaza de España están expuestas las obras de diversos artistas que conforman la Unión Artística Vallisoletana, una asociación de amantes de la pintura que trabajan para promover el arte en la ciudad a través de iniciativas como esta. Junto a ellos expone también la Unión de Acuarelistas de Castilla y León y juntos han creado un ambiente distendido y cercano al ciudadano que se acerca a curiosear y tal vez, a comprar.

 

Según Teresa Martínez, pintora perteneciente a la Unión de Artistas Vallisoletanos, el proyecto es bueno, pero han tenido que bajar los precios esta temporada. “Algunos hemos bajado más de la mitad, pero se vende poco. Tienes que tener algo distinto a los demás”, comenta.

 

Sobre todo se exponen acuarelas, a pesar de ser una técnica más difícil que otras, tanto de paisajes, algunos de la propia ciudad de Valladolid, como de motivos florales y algunos retratos. “Es más fácil almacenar la acuarela que otro tipo de pinturas, como el óleo”.

 

 Además de exponer en este mercado, Teresa da clases de pintura en su estudio y en un colegio, porque “no se vive solo de esto”. Sin embargo, intentan moverse y exponer donde les dejan como asociación.

 

Y es que el mundo del arte no vive un buen momento. “El que es famoso y tiene una firma, puede vivir de ello, pero si no…”. A pesar de esto, la pintora afirma que “hay gente nueva y muy buena, con buenas técnicas” y parece ser que está habiendo un cambio de gustos en la sociedad, pues “vuelve a haber demanda dl hiperrealismo; la gente está cansada de lo abstracto que muchas veces no se entiende”.

 

Por otro lado, a pesar de que el Ayuntamiento ha colaborado con este proyecto, se necesitarían más ayudas. “Han cerrado muchas salas”, comenta Teresa. Además consideraría  una buena iniciativa el fomento del arte en las aulas, ya que “los niños creen más en sí mismos y aprenden a desarrollar el pensamiento cuando se les fomenta la iniciativa”.

 

Algo muy parecido piensa Isabel Menéndez, presidenta de la Asociación de Acuarelistas de Castilla y León, formada por cuarenta y nueve pintores que se mueven por la zona de Valladolid para dar a conocer sus obras de acuarela.

 

Considera, también, que esta es una nueva iniciativa y agradece al Ayuntamiento la colaboración. “Con que nos dejen un sitio para exponer como este, se puede fomentar el arte y que la gente nos conozca”.

 

“La acuarela es una impresión, es inmediata. Sobre todo es luz y transparencia”. También es importante la vaporosidad, técnica que a Menéndez le gusta la que más, tal vez porque transmite de una manera diferente sin anclarse demasiado en técnicas antiguas.

 

Coincide con Teresa Martínez en que es necesario un fomento del arte entre los más jóvenes, hacer que se interesen por él. Una buena manera sería desde dentro de las aulas, para que “aprendan a observar”. “Tendría que ser una asignatura con más presencia, para enseñar a fomentar la imaginación y la iniciativa”. Según Isabel estaría muy bien dejar libertad a los niños para que pintasen lo que vieran “sin seguir estrictamente el modelo”. Una buena manera de fomentar la creatividad, sin duda.

 

Termina así una jornada más para este grupo de artistas vallisoletanos que sacan sus pinturas a la calle para mezclarse con los viandantes y atraerles a sus obras y al mundo de la pintura en general.