La Plataforma Social pone en marcha un punto de información para fomentar las reclamaciones ciudadanas

La Plataforma Social de Valladolid pondrá en marcha un punto de información dirigido a recibir y atender al ciudadano para el apoyo en la gestión de las quejas, reclamaciones y sugerencias en materia de servicios sociales, ya que se trata de un área en la que los recortes son "menos visibles".

Esta iniciativa ha sido presentada este miércoles por la Plataforma Social de Valladolid, cuyos voluntarios atenderán a los ciudadanos que acudan con problemas derivados de la prestación de servicios sociales en el centro cívico Juan de Austria, los jueves de 17.30 a 19.00 horas.

  

El representante de la Plataforma y expresidente de la Federación de Asociaciones Vecinales de Valladolid, Pablo Gerbolés, ha recalcado que las consecuencias de los recortes que han llevado a cabo las administraciones en los servicios sociales son "menos visibles" que otras, porque generalmente se mantienen más "en el entorno de la familia".

  

El objetivo del punto de información será asesorar y conducir a los ciudadanos para que sus quejas, reclamaciones y sugerencias se canalicen correctamente y lleguen a la administración, porque ha advertido de que si éstas "no se conocen", será difícil que se pueda mejorar.

  

En este sentido, el representante del Colegio de Trabajadores Sociales, Rubén Vadillo, ha recalcado que "si no existen quejas por escrito" la administración "dice que todo va bien", cuando en cambio las personas y familias que necesitan del apoyo de los servicios sociales "sufren la crisis de forma transversal".

  

"Quejarse en los bares está muy bien, pero se queda en la barra, con el camarero. Hay que transmitir las quejas para que se contabilicen", ha explicado Vadillo.

  

Pablo Gerbolés ha puntualizado que la administración "no pone obstáculos" a las reclamaciones ciudadanas, ya que existen diversos procedimientos para tramitarlas, pero ha advertido de que "tampoco las fomenta". Por ello, mediante el apoyo de la Plataforma Social, se podrá "sensibilizar" para que las administraciones encuentren "salidas y alternativas".

  

Dos de los representantes de la Plataforma han ejemplificado algunas de las quejas de los beneficiarios de los servicios sociales. Así, Germán Rodríguez, representante de la Asociación de Ayuda a la Dependencia y padre de un menor con discapacidad ha subrayado que "muchos" de los menores con nivel 3 de dependencia reciben "200 euros menos" de ayuda, lo que dificulta mucha afrontar todos los gastos que, además, aumentan cuando los niños crecen.

  

A ello se suma la subida del coste de los medicamentos, de las matrículas de los colegios, con lo que, ha advertido Rodríguez, "están con la soga al cuello".

  

Por su parte, Emilio Martín, de la misma Asociación ha cifrado en el "40 por ciento" el recorte de las ayudas a la Dependencia en Castilla y León, sobre todo en lo referente a los medios de adaptación de las personas.

  

La Plataforma Social está formada además de asociaciones y colegios profesionales, por la Federación de Asociaciones de Vecinos, Pensionistas y federaciones de Servicios Públicos de UGT y CC.OO, PSOE, Izquierda Unida, Equo y otros profesionales.