La 'nueva' España quiere comprometerse con el futuro

Del Bosque con dos jugadores que podrían partir en el once inicial, Busquets e Isco

La selección se enfrenta a Bielorrusia con muchas caras nuevas que tratarán de contribuir con una victoria que permita que la transición sea lo más dulce posible. 

 

POSIBLES ALINEACIONES

 

 ESPAÑA: Casillas; Juanfran, Piqué, Ramos, Alba; Busquets, Koke, Isco, Cazorla; Alcácer y Pedro.

 

BIELORRUSIA: Zhevnov; Dragun, Martynovich, Polyakov, Bordachev; Stasevich, Krivets, Kislyak, Balanovich, Gordeychuk; y Signevich.

 

ÁRBITRO: Kenn Hansen (DIN).

 

ESTADIO: Nuevo Colombino.

 

HORA: 20.45/La1

La selección española buscará este sábado (20.45 horas/La1) tres puntos obligados en la visita de la modesta Bielorrusia al Nuevo Colombino, en lo que será el último partido oficial de este año que la 'Roja' pretende cerrar lo más cerca posible del liderato de su grupo de la fase de clasificación para la Eurocopa de 2016 y con la presencia de muchas caras nuevas en busca de hacerse un hueco.

 

El compromiso ante la selección de Andrei Zigmantóvich, exjugador del Racing y técnico interino tras la dimisión de Gueorgui Kondratiev hace algo más de una semana, debería ser saldado con una victoria que haga que no peligre más la clasificación, ya que un nuevo tropiezo no sólo alejaría a España del líder de su Grupo C, la sólida Eslovaquia, sino que incluso Ucrania, que visita a Luxemburgo, podría aprovechar un tropiezo de los de Vicente del Bosque para apretar más las cosas.

 

Para ello, cerrar bien el año después de varias decepciones, con su punto álgido en la eliminación del Mundial de Brasil a las primeras de cambio, es la máxima prioridad de un combinado que contará con la baja de piezas importantes y habituales del once como Iniesta, Silva, Cesc o Diego Costa, las dos últimas que han provocado el debate sobre si existe o no compromiso con la actual campeona de Europa.

 

De este modo, los debutantes Álvaro Morata, José Callejón, Nolito, Ignacio Camacho y el regreso de Bruno Soriano e Isco son las novedades de España de cara a un partido en el que el centrocampista del Real Madrid, dado su buen momento de forma y las bajas en el centro del campo, parte con muchas opciones de acompañar a Koke y Busquets.

 

Por su parte, sin el delantero del Chelsea, el valencianista Paco Alcácer, que ha marcado en todos los encuentros de clasificación hasta ahora, busca acompañante y Morata, Callejón, 'pichichi' de la Serie A, e incluso Pedro pelean por un puesto.

 

Santi Cazorla ejercerá con casi total seguridad de su papel de relevo natural de Iniesta, mientras que atrás Del Bosque sigue confiando en Gerard Piqué, que podría formar pareja en el centro con Sergio Ramos, quien se perdió los dos anteriores choques ante Eslovaquia y Luxemburgo. Iker Casillas, tras descansar en Luxemburgo, debe recuperar la titularidad.

 

España tratará también de reconciliarse consigo misma en cuanto al estilo de juego, que carece de la chispa de antaño, uno de los motivos que ha provocado que el seleccionador haya llamado a gente "más habilidosa, que abra el campo y que tenga gol", como reconoció el día de la lista.

 

Además, la 'Roja' también quiere reinventarse de cara a un choque intrascendente en lo oficial, pero interesante en lo oficioso, ante la poderosa Alemania, actual campeona del mundo que visitará Vigo el martes, algo que no debería distraer al combinado nacional, que tiene que ponerse manos a la obra antes de probarse el traje de etiqueta en Balaídos para despedir su discreto 2014.

 

BIELORRUSIA PARTE COMO VÍCTIMA 

 

Sin embargo, Bielorrusia tratará de ponerle las cosas difíciles a los de Del Bosque con hasta seis jugadores del BATE Borisov, que lidera la liga local y venció en Liga de Campeones al Athletic Club. Zigmantóvich además ha dejado fuera en su primera convocatoria a dos históricos como Alexandr Hleb, ex de Arsenal y Barcelona, o el brasileño nacionalizado Renan Bressan.

 

La estadística juega a favor de los españoles ante Bielorrusia, ya que ha vencido en los dos encuentros en los que han jugado entre sí, ambos de la última fase clasificación para el Mundial de Brasil. En Minsk, en aquel partido que no se pudo ver en España, goleada de España por 0-4 con 'hat-trick' de Pedro, mientras que hace casi un año, en Son Moix, los bielorrusos dieron más 'guerra' cayendo por 2-1 y aguantando una hora sin encajar.

 

De momento, el combinado de Zigmantóvich no ha iniciado demasiado bien esta fase de clasificación y todavía no conoce la victoria en sus tres partidos, cayendo ante Eslovaquia (1-3) y Ucrania (0-2) en su estadio, y sólo pudiendo sacar un punto en su desplazamiento a Luxemburgo.

 

Además, será el primer partido oficial de España en un Nuevo Colombino que registrará un aforo completo y en el que se rendirá homenaje al Recreativo de Huelva, a poco más de un mes del 125 aniversario del 'Decano' del fútbol español. En sus dos compromisos anteriores en la ciudad onubense, España saldó ambos con victoria ante México (1-0, en 2001) y Peru (2-1, en 2008).

Noticias relacionadas