La Junta prevé recaudar entre 75 y 80 millones en 2015 a través de los tributos derivados del sector del juego

La Junta de Castilla y León prevé recaudar entre 75 y 80 millones de euros a través de los tributos derivados del sector del juego.

El consejero de la Presidencia ha destacado, en declaraciones recogidas por Europa Press, la importancia de este sector para la Región, puesto que genera 2.000 puestos de trabajos directos y ha logrado mantener sus principales establecimientos en el marco de la coyuntura económica actual, aunque ha reconocido el impacto negativo que para el sector tuvo la aplicación de la Ley Antitabaco.

Asimismo, ha realizado un balance de las 27 normativas que se han adoptado en los últimos años vinculadas al ámbito del juego, todas ellas basadas en la protección de los derechos de los usuarios, el diálogo permanente con el sector y el apoyo a sus empresarios.

Además, ha señalado la necesidad de seguir avanzando en la actualización de diversas normativas reguladoras con el fin de crear un sector más moderno y competitivo, que permita nuevas técnicas y variedades de juego.

APUESTAS

En relación a esto, José Antonio de Santiago-Juárez ha destacado la inminente vigencia de la reglamentación de las apuestas, que entrará en vigor a finales de noviembre y permitirá la apertura de más de 100 establecimientos en la Comunidad.

Los casinos de juego, a lo largo de esta legislatura, han contado con la posibilidad de flexibilizar los requisitos técnicos de sus máquinas en lo que a homologación se refiere, han modificado las condiciones de las autorizaciones de instalación, apertura y funcionamiento y se ha agilizado la tramitación de los expedientes para organizar campeonatos y torneos.

En el subsector de las máquinas de juego, por su parte, se ha modificado el reglamento para actualizar los requisitos e incorporar las novedades que existían en otras comunidades autónomas, mientras que en el de los salones de juego se ha establecido la posibilidad de utilizar tarjetas electrónicas que sustituyan al dinero de curso legal, con el objetivo de evitar robos.

El XI Congreso de Juego de Castilla y León se configura como punto de encuentro para instituciones, miembros de subsectores del juego privado, máquinas de juego, salones de juego, bingos y casinos, así como para representantes de los consumidores y usuarios.

La cita congresual, organizada por la Junta, sirve como base para debatir las inquietudes y previsiones de futuro sobre el juego y las apuestas de carácter privado, competencia que ejercen, gestionan y controlan las diferentes comunidades autónomas.