La Junta baraja el día 16 de mayo para convocar las elecciones a las Cámaras de Salamanca y Ávila

La administración regional confirma a TRIBUNA que la convocatoria se hará "en breves fechas" y algunas asociaciones empresariales han recibido ya el aviso de que será el próximo lunes. 

La Junta de Castilla y León baraja el día 16 de mayo, próximo lunes, como fecha para la convocatoria de las elecciones a las Cámaras de Comercio de Salamanca y Ávila que llevan pendientes desde hace meses. Según ha podido saber TRIBUNA, la administración regional, órgano tutelante de las cámaras regionales, trabaja desde hace semanas en un borrador de convocatoria y la fecha escogida para publicarlo en el Boletín Oficial de Castilla y León sería el próximo día 16 de mayo.

 

Según fuentes consultadas por TRIBUNA, el secretario general de la Cámara de Comercio de Salamanca, Gabriel Hortal, ha sido el encargado de comunicar a miembros de las organizaciones sectoriales afectadas que la fecha final de convocatoria sería la del día 16 de mayo. Este medio se ha puesto en contacto con Hortal esta tarde para obtener confirmación por su parte, y aunque ha negado confirmar este extremo, han sido varias las organizaciones empresariales sectoriales las que afirman haber recibido su llamada.

 

En contacto con el departamento de prensa de la consejería de Economía, de la que depende la dirección general de Comercio, las fuentes consultadas han ratificado que la convocatoria se va a producir "en breves fechas", pero evitando concretar el día ya que eso "es algo que sólo es definitivo cuando se publica en Bocyl". 

 

 

DUDOSA REPRESENTATIVIDAD

 

El proceso electoral pondría fin a la prolongada situación de provisionalidad a la que, sin justificación aparente, se ha sometido tanto a la Cámara de Salamanca como a la de Ávila, que llevan meses gobernadas por una gestora porque hacía tiempo que sus anteriores directivas habían agotado los plazos legales de sus respectivos mandatos. Sin embargo, la convocatoria de elecciones, además de establecer los plazos a que deberá someterse el proceso, debe aclarar también el reparto de la representación adjudicada a las organizaciones empresariales, cuestión de máxima importancia dada la situación en Salamanca. Se advierten, de hecho, muchas dudas sobre la decisión de la Junta, que probablemente hayan sido la causa de la excesiva demora en esta convocatoria. 

 

Según la normativa, corresponden seis vocales a la organización empresarial más representativa, papel que ha correspondido siempre a Confaes, organización con más de 30 años de historia y una estructura que la hace partir como favorita a la hora de recibir la representación con los 6 vocales en liza. Frente a ella, la nueva confederación pretende conseguir algún puesto, sin poder acreditar ninguna trayectoria anterior ni su representación real, que hasta ahora ha estado basada en pocos datos acreditables y muchas declaraciones de intenciones poco contrastables, por lo que su futuro como entidad representativa genera aún múltiples dudas.

 

A día de hoy, se desconoce si la supuesta nueva confederación ha acreditado la representatividad que dice ostentar. De hecho, Confaes ha comunicado este martes a la dirección general de Comercio su preocupación por que el proceso para determinar qué organización empresarial es la más representativa se esté llevando a cabo sin las suficientes garantías, porque la propia patronal histórica no ha sido requerida para entregar ninguna documentación, lo que induce a pensar que nadie la ha presentado. Sin certificaciones sería imposible saber a qué organización le corresponde la mayor representatividad: a la 'otra' patronal no se le conocen y a Confaes no se le han pedido.

 

Representantes de Confaes han comunicado hoy este extremo a Cecale para su traslado a la dirección general de Comercio de la Junta, anunciando cuantas medidas estén a su alcance en defensa de los intereses de la histórica confederación en el caso de que la administración regional actúe finalmente haciendo dejación de su papel de vigilancia para que el proceso goce de todas las garantías y la imparcialidad que debería.

 

 

UNA NUEVA PATRONAL 'CON LOS PIES DE BARRO'

 

Según ha podido saber TRIBUNA, cuando todavía no tiene siquiera directiva, se están produciendo las primeras bajas en la conferación Empresarios de Salamanca, y una de sus asociaciones fundadoras ya ha abandonado. En los próximos días se esperan varias salidas más ante la incertidumbre que genera una organización sin un liderazgo visible y órganos de gobierno con los que responder en la interlocución oficial ante las instituciones.

 

La pretendida nueva patronal carece a día de hoy de junta directiva y está comandada por una gestora en la que tiene un peso importante la asociación de comercio Aesco, que salió de Confaes y en su intento de desestabilizar a la histórica patronal con denuncias, que se han vuelto contra ella al ser archivadas, no sólo al no atenderse sus peticiones, sino al quedar evidenciada y reconocida la deuda de cerca de 300.000 euros que le fue reclamada por Confaes.

 

El próximo día 1 de junio los representantes de la pretendida nueva patronal deberán comparecer de nuevo en los juzgados para responder ante la denuncia de Confaes, ya estimada, sobre una posible ilegalidad en sus estatutos que podrían invalidar totalmente su constitución como entidad jurídica.