La Junta aprueba el Plan Estadístico 2014-2017, que ahorra el 58 % del presupuesto

También está previsto confeccionar una Estadística de Propiedad Industrial.

El Consejo de Gobierno ha aprobado hoy el nuevo Plan Estadístico 2014-2017, que consta de 249 operaciones de las que 25 son nuevas. Entre estas últimas destacan las encuestas sobre Estructura de la Construcción, Industrial de Productos, Anual de Comercio y Anual de Servicios, así como el análisis de los nacidos en Castilla y León empadronados en otras autonomías, las prestaciones por desempleo, la situación laboral de los discapacitados y el mercado de trabajo en las fuentes tributarias.

 

Junto a esto, está previsto confeccionar una Estadística de propiedad Industrial, así como un Registro de Instrucciones Previas, un balance de las características de las personas condenadas por sentencia firme y estudios sobre la mujer, la juventud y los usuarios de los servicios para jóvenes.

 

En materia de medio ambiente se elaborarán por primera vez estadísticas sobre las organizaciones incluidas en el Registro EMAS (Sistema Comunitario de Gestión y Auditoría Medioambiental), los documentos de referencia de evaluación ambiental de planes y programas, las memorias ambientales, las instalaciones con Autorización Ambiental Integrada y las emisiones verificadas de gases de efecto invernadero de las instalaciones incluidas en el comercio de derechos de emisión. A estas 19 operaciones novedosas hay que añadir otras seis que resultan del desdoblamiento de tres existentes. Se trata del Padrón Continuo, la Cifras Oficiales de Población, la Encuesta Anual de Coste Laboral, la Encuesta Trimestral de Coste Laboral, la Contabilidad Regional Anual y la Contabilidad Regional Trimestral.

 

El presupuesto previsto para la ejecución del Plan Estadístico de Castilla y León 2014-2017 asciende a 4,6 millones de euros, lo que supone un ahorro del 58 % respecto al actual, en consonancia con la política de austeridad que ha marcado la elaboración de los Presupuestos Generales de la Comunidad para el próximo año. El plan ha sido elaborado por la Consejería de Hacienda, que dirige Pilar del Olmo. Es fruto de un proceso largo –comenzó a tramitarse hace prácticamente un año– y muy participativo en el que la Dirección General de Presupuestos y Estadística ha recogido las aportaciones de los ciudadanos y ha contado con la colaboración de las demás consejerías de la Junta y del Consejo Asesor de Estadística, que aprobó el borrador del proyecto el pasado 20 de noviembre. Este último órgano tiene 31 miembros y en él están representados las Cortes de Castilla y León, la Junta, la Federación Regional de Municipios y Provincias, las universidades, la patronal, los sindicatos, las organizaciones agrarias, las cámaras de comercio, el Instituto Nacional de Estadística (INE) y expertos en la materia.

 

Precisamente uno de los principios que guiarán la ejecución del plan es el impulso a la colaboración con otros órganos estadísticos e instituciones, en particular Eurostat, el INE, otras administraciones autonómicas, las entidades locales e incluso otros organismos. Asimismo, se pretende fomentar la confianza en el sistema estadístico público y optimizar la planificación, de modo que la producción de operaciones se ajuste al máximo a la demanda de información. Todo ello tiene como objetivo conseguir la máxima eficacia con el mínimo coste, además de evitar la duplicación de operaciones y reducir la carga de trabajo de las unidades informantes.