La incertidumbre del mapa político catalán alienta el acuerdo en la ley electoral

Fachada del Parlament de Catalunya
Los partidos retoman los trabajos anteriores en la primera reunión de la ponencia


BARCELONA, 25 (EUROPA PRESS)

La incertidumbre del mapa político catalán y la dificultad de que los partidos puedan hacer proyecciones de resultados en un panorama tan inestable ha abierto este lunes una rendija al acuerdo para una ley electoral catalana.

Fuentes parlamentarias han coincidido en señalar este lunes tras la primera reunión de la ponencia conjunta que la imprevisibilidad del contexto puede facilitar un acuerdo, que en anteriores ocasiones había fracasado por culpa del sistema de distribución de escaños.

Prueba de la aceleración de los cambios en el mapa político son los resultados del barómetro de invierno del Centre d'Estudis d'Opinió (CEO), que situó a ERC como fuerza con una mayor intención directa de voto, superando por primera vez a CiU.

Algunas fuentes han recordado también cómo ninguna encuesta acertó los resultados de las últimas elecciones catalanas, así como los cambios en el arco parlamentario registrados desde que en 2010 se cerró sin acuerdo el último intento de una ley electoral catalana.

"La incertidumbre de los resultados puede beneficiar el acuerdo", ha reconocido uno de los miembros de la ponencia, y varias fuentes han admitido que el contexto actual y el descrédito que arrastra la política presionan para no cerrar en falso la ponencia.

Sin embargo, en la reunión de este lunes --a la que no ha asistido la CUP-- todos los partidos han esbozado su modelo de sistema electoral, y han evidenciado que apenas se han movido desde 2010.

Aun así, todos los grupos han subrayado la necesidad de acometer medidas que "abran la democracia" y la hagan más participativa; por ejemplo, la posibilidad de instaurar listas abiertas.

INFORME DE EXPERTOS

En la primera reunión de la ponencia conjunta, los grupos han retomado el documento que elaboraron los expertos hace tres años, del que este lunes han repasado una tercera parte y cuyo estudio continuarán en el próximo encuentro.

Entre los aspectos que han analizado está la posibilidad de instaurar elecciones primarias obligatorias --algo en lo que no todos los partidos están de acuerdo-- o de una norma que unifique el reglamento para que las hagan los partidos que lo deseen.