Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

La Iglesia pide a los ciudadanos que marquen las dos casillas de asignación solidaria de la Renta

Jesús García, de Cáritas; Luis Argüello, vicario, y el ecónomo diocesano, José María Conde.

El vicario general de Valladolid, Luis Argüello, recuerda dentro de su Plan de Comunicación 'X Tanto', que las dos casillas no son excluyentes y avisa de que un 30 por ciento de la población no marca ninguna y 400 millones quedan sin asignar.

El arzobispado de Valladolid, a través de su vicario general Luis Argüello, ha hecho un llamamiento a creyentes y ciudadanos de Valladolid para que marquen las dos casillas de asignación solidaria en la Declaración de la Renta. El vicario ha recordado que "no es “excluyente marcar las dos casillas (105, para la Iglesia y 106, otros fines sociales) y que esto no supone coste alguno para el contribuyente. “Ni se va a pagar más, ni se va a recibir menos”, ha sentenciado.

 

Así lo ha explicado este viernes en una rueda de prensa, junto al ecónomo diocesano, José María Conde, y el delegado diocesano de Cáritas, Jesús García, dentro de su Plan de Comunicación ‘XTantos’, que este año lleva el lema de ‘A la hora de ayuda, multiplícate por dos’.

 

También ha recordado que “por desconocimiento o ignorancia” aún el 30 por ciento de las personas que realizan su declaración sobre el Impuesto de la Renta de las Personas Físicas no marcan ninguna de las dos casillas, lo que supone que más de 400 millones de euros se quedan sin asignar. En este sentido, han pedido que los ciudadanos revisen los borradores que les efectúa Hacienda o cualquier gestor, para que las dos casillas estén convenientemente señaladas.

 

José María Conde dice que en 2014 se redujo mínimamente el número de Declaraciones con asignación a favor de la Iglesia Católica en la diócesis de Valladolid. Si en la campaña de 2013, eran 119.954 personas las que marcaban la casilla a favor de la iglesia, en la campaña de 2014 decrecía en 366 (119.588), lo que supuso una reducción en más de 95.000 euros del dinero asignado por el Gobierno, hasta un total de 3,6 millones de euros.

 

No obstante, Conde dice que este fenómeno se ha producido porque han aumentado las rentas del tramo entre 6.000 y 21.000 euros, que están exentos de realizar la Declaración. Por su parte, Luis Argüello, vicario de la diócesis, ha recordado que la asignación solidaria de los ciudadanos a través de la casilla 105, supone el 25 por ciento del presupuesto anual (12,3 millones de euros).

 

El resto de la financiación viene dada por aportaciones directas como donativos, colectas, legados o herencias; estipendios y aranceles, que ha definido como un coste por misas y otras celebraciones; además de las rentas del patrimonio.

 

245.000 EUROS PARA CÁRITAS

 

Por último, el delegado diocesano de Cáritas, Jesús García Gallo, ha insistido en la necesidad de que los ciudadanos marquen las dos casillas de asignación solidaria en la Declaración de la Renta. Precisamente de lo que los contribuyentes vallisoletanos asignan a otros fines sociales, Cáritas recibió en 2014 un total de 245.000 euros que distribuyó en sus once programas. “Supone un ocho por ciento de lo que destinamos cada año.”

 

De esta forma, 63.000 euros se destinaron a marginalidad; a las personas mayores se adjudicaron 28.000 euros; 39.000 euros para programas de mujer; 57.000 para desempleados y 37.500 euros para minorías culturales. García Gallo ha destacado que esta asignación es por “concurrencia competitiva” y ha señalado que los programas tienen que ser “atractivos” para que pueda llegar financiación y justificar “hasta el último euro”.