La Feria del Libro de Valladolid regresa a la Plaza Mayor "de donde nunca debió salir"

Junto al cambio de emplazamiento, la Feria del Libro de 2016 ha supuesto también un cambio de fechas, ya que en los últimos años se desarrollaba entre la última semana de abril y la primera de mayo.

El libro ha tomado desde este viernes la Plaza Mayor de Valladolid, donde será protagonista hasta el próximo 19 de junio, en la 49 Feria del Libro de la ciudad, una edición que el alcalde, Óscar Puente, ha definido como "la de la reconciliación", mientras que el presidente del Gremio de Libreros, Marco Antonio Blanco, se ha felicitado por regresar a una ubicación "de donde nunca debió salir".

 

Así se han pronunciado ambos durante el acto de inauguración de esta Feria, en la que participa medio centenar de expositores, que retorna al ágora vallisoletana tras años de celebración en el Paseo Central del Campo Grande, primero, y en la Cúpula del Milenio, después.

 

En declaraciones recogidas por Europa Press, Puente se ha felicitado por el aspecto que muestra la Plaza Mayor, con "mucha presencia de gente" desde las primeras horas de esta jornada inaugural. "Da gusto ver cómo está la plaza", ha aseverado.

 

Asimismo, ha destacado que esta edición supone "la reconciliación" de los libreros con la Feria, tras años en los que el Gremio no participó por sus discrepancias con el anterior equipo de Gobierno municipal tanto en la organización como en su emplazamiento, y del libro con la ciudad.

 

El primer edil ha defendido el proceso participativo que se ha seguido a la hora de diseñar y poner en marcha esta 49 edición, tras lo que ha deseado que la ciudadanía "disfrute" de la oferta cultural de la Feria y que el tiempo "acompañe".

 

En cuanto a las quejas de algunas editoriales y autores locales que se han quedado sin presencia en la Feria, Óscar Puente ha lamentado que esto haya ocurrido, pero lo ha situado como "prueba" del éxito del evento, pues "antes nadie se quedaba sin sitio porque no querían venir".

 

APRENDER PARA EL AÑO PRÓXIMO

 

En cualquier caso, ha reconocido que esta primera edición bajo su mandato "servirá para aprender" y ha planteado la posibilidad de mejorar el aprovechamiento de espacio para que el año próximo "pueda estar todo el mundo", pero ha defendido que el resultado logrado en esta 49 edición es "muy satisfactorio".

 

Por su parte, Marco Antonio Blanco ha agradecido al Ayuntamiento que haya optado por devolver la Feria del Libro a la Plaza Mayor y a las librerías que hayan querido participar en esta cita literaria que supone "sacar el libro a la calle" y en la que "el verdadero protagonista va a ser el ciudadano", por lo que ha augurado que la 49 edición "va a ser un éxito seguro".

 

Junto al cambio de emplazamiento, la Feria del Libro de 2016 ha supuesto también un cambio de fechas, ya que en los últimos años se desarrollaba entre la última semana de abril y la primera de mayo.