La Diputación presenta el libro que recoge 200 años de historia de la provincia

El presidente de la Diputación, Jesús Julio Carnero, asegura que las diputaciones “han sido, son y serán imprescindibles para promover la prosperidad en el mundo rural”.

El presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero, ha presidido en el Castillo de Fuensaldaña el acto de presentación del libro “Diputación de Valladolid. 1813–2013”, dentro de los actos conmemorativos del bicentenario de la Institución provincial. El acto ha contado con la presencia del coordinador de la obra, Antonio Sánchez del Barrio, y ha sido clausurado por el ex vicepresidente del gobierno, Rodolfo Martín Villa, que ha pronunciado una conferencia bajo el título: “Constitución: Corporaciones Locales y Comunidades Autónomas”.

 

En su intervención, el presidente de la Diputación ha destacado que la obra presentada “nos ayudará a, sin pararnos, detenernos y hacer balance de los hemos sido, los que somos y lo que a buen seguro seremos”. Una manera de hacer visible el trabajo de la Institución a lo largo de estos 200 años en los que “hemos sido protagonistas activos de la historia de nuestra provincia”.

 

Jesús Julio Carnero ha recordado que las Diputaciones se constituyen tras la promulgación de la Constitución de Cádiz de 1812, y lo hacen con el fin de “promover la prosperidad en el mundo rural, tal y como indicaba el propio texto Constitucional. Y eso hemos estado haciendo durante 200 años”, en los que la Diputación ha desarrollado actuaciones en materias como la beneficencia, la educación, los servicios sociales, la cultura, el deporte, las infraestructuras o la cooperación. “Siempre desde la confianza y la cercanía del mundo rural”.

 

“Hoy las Diputaciones Provinciales son un elemento imprescindible para asegurar el mantenimiento, el progreso y la existencia de nuestros pueblos”, ha asegurado el presidente de la Diputación, “como también son imprescindibles los 225 ayuntamientos y 9 pedanías de la provincia de Valladolid, y el trabajo, el esfuerzo y la dedicación que en ellos realizan todos sus alcaldes y concejales”.

 

Jesús Julio Carnero ha asegurado que ante el futuro se plantean ahora dos retos fundamentales: “profundizar en el desarrollo de nuestros pueblos a través de la ayuda técnica y económica, con un compromiso con las personas, y la apuesta por la nuevas tecnologías como elemento necesario que favorezca la igualdad de oportunidades con el mundo urbano”.

 

Por último ha señalado que es necesario plantear una reforma de las administraciones públicas. Una reforma que “fije un nuevo marco competencial de las Diputaciones Provinciales y que profundice en el papel de apoyo y ayuda a los pequeños y medianos municipios”. Una reforma que también debe establecer “un sistema de financiación justa y suficiente, y un cambio en el sistema de elección de los diputados provinciales que les otorgue una mayor legitimación democrática”.

 

DIPUTACIÓN DE VALLADOLID 1813 – 2013

 

El libro “Diputación de Valladolid. 1813 – 2013” es una obra colectiva, coordinada por Antonio Sánchez del Barrio, y en la que también han intervenido Jesús Urrea, Pedro Carasa, Heliodoro Pastrana, Carlos Alcalde, Ernesto Escapa y Antonio de Anta. Las fotografías han sido cedidas por numerosas colecciones particulares e instituciones, y a ellas hay que unir las realizadas por Luis Laforga, quien lamentablemente no ha podido ver publicado la obra.

 

El libro se inicia con un repaso a la evolución territorial de la provincia y sus distintas presentaciones cartográficas, estudio realizado por el coordinador de la obra, Antonio Sánchez del Barrio. Tras ello, Pedro Carasa analiza el significado histórico de las Diputaciones Provinciales y los servicios políticos, sociales, fiscales, culturales, o de promoción económica que prestan. Antonio de Anta se fija en la historia concreta de la Diputación de Valladolid, desde su fundación hasta 1875, mientras que Heliodoro Pastrana recorre el tramo que va desde esa fecha hasta 1929.

 

Carlos Alcalde se centra en los hitos documentales más destacados del Archivo de la Diputación Provincial; Jesús Urrea repasa el patrimonio histórico artístico de la Diputación de Valladolid; mientras que Ernesto escapa se fija en la actual promoción de la provincia que realiza la Institución provincial. Por último, se incluye la edición digital del documental “Valladolid en el Exposición Ibero-Americana de Sevilla”, de 1929, toda una joya de 49 minutos de duración con guión de Francisco Mendizábal, Juan Agapito y Revilla y Mauro García Martín, presidente de la Diputación en el momento de la filmación. Los comentarios a esta filmación han sido realizados por el coordinador de la obra, Antonio Sánchez del Barrio.

 

El libro incluye además una cuidada selección de fotografías, muchas de ellas históricas, provenientes de fondos documentales propios y de colecciones como las de José Delfín Val, El Norte de Castilla, la Fundación Joaquín Díaz, la Fundación Museo de las Ferias, el Museo de Valladolid, la Real Academia de la Historia, así como de los archivos fotográficos de los ayuntamientos de Valladolid y Medina del Campo. Pero también se incluye una serie de nuevas imágenes realizadas por Luis Laforga, recientemente fallecido, y que aportan una nueva mirada sobre la provincia de Valladolid.

 

CONFERENCIA DE RODOLFO MARTÍN VILLA

 

El acto se ha cerrado con una conferencia del ex vicepresidente del gobierno Rodolfo Martín Villa bajo el título “Constitución: Corporaciones Locales y Comunidades Autónomas”.

 

Natural de la localidad leonesa de Santa María del Páramo, ha sido responsable de distintos ministerios como el Relaciones Sindicales (1975-1976), Gobernación e Interior (1976-1979) y Administración Territorial (1980-1981), hasta asumir la Vicepresidencia del Gobierno entre 1981 y 1982. Con una larga trayectoria en el mundo de la empresa (Ibercobre, U.C.B. España, ENDESA, Sogecable), en la actualidad es vocal del Patronato de la Universidad Pontificia de Salamanca, vocal de la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES) y académico electo de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas.