La Diputación de Valladolid, contraria a la supresión de la figura del Juez de Paz que fija la nueva ley de Demarcación

Los tres grupos con presencia en la Diputación de Valladolid han apoyado por unanimidad una propuesta a favor de la figura del Juez de Paz y en contra de la nueva Ley de Demarcación y Planta Judicial que el Consejo de Ministros pretende aprobar el próximo mes de octubre.

   

En referencia a esta norma, que pretende que los Juzgados de Paz dejen de conocer los asuntos civiles y penales que ahora atienden, por lo que los Jueces de Paz cesarían totalmente en el ejercicio de sus funciones, el portavoz 'popular' Artemio Domínguez ha argumentado que esta ley "no va a suponer un ahorro" sino un "colapso" de papeles que obligaría a pedir nuevas sedes judiciales para hacer frente a tal demanda de trabajo.

 

Además, ha defendido que los juzgados de Medina del Campo y de Medina de Rioseco poseen "buenas capacidades" de gestión, por lo que ha invitado al Ministerio a mirar cuántas partidas judiciales hay por provincia y a hacer una reestructuración nacional a partir de esos datos.

 

Por otro lado, el diputado socialista Félix Velasco ha incidido en la importancia de que la sede judicial de la Comunidad siga en Burgos, aunque esto "no quita" para que se materialicen las sedes de lo Civil y de lo Penal en Valladolid, y ha pedido que esta reforma no se rija por motivos económicos, porque perjudicará al ámbito rural.

 

Además, ha destacado la importancia de la figura del juez de paz, ya que, si no fuera por ellos, muchos más pleitos irían a los juzgados de Primera Instancia.

 

ELECCIÓN DE DIPUTADOS PROVINCIALES

 

Otra de las propuestas debatidas en el Pleno ordinario ha sido la del grupo Socialista en relación a la elección directa de los diputados provinciales y propone que dicho procedimiento sea mediante sufragio "universal, directo y secreto", pero el portavoz del Grupo Provincial de Izquierda Unida, Salvador Arpa, se ha mostrado más radical, al afirmar que el verdadero "deseo" de su grupo sería "suprimir" las diputaciones.

 

En este sentido, Arpa ha criticado que la medida socialista sólo sirve para "lavar su imagen" sin perder el "status quo que sostiene al bipartidismo en este país" de mano de la actual ley de proporciones, por lo que en las votaciones se ha abstenido.

 

En este sentido, el diputado 'popular' Alfonso Centeno ha mostrado su desacuerdo con la postura de Arpa al explicar que si un partido quiere suprimir el auxilio a los pueblos o a los ayuntamientos que puede prestar una Institución como es la Diputación, es que algo "no va bien".

 

"DOS BOMBEROS PARA ONCE VEHÍCULOS"

 

Durante el debate de la proposición presentada por el PP sobre la creación de una partida presupuestaria para ayudar a aquellos municipios afectados por los fenómenos naturales, el diputado socialista Ángel Luis Torrero ha mostrado su queja con el servicio de bomberos de la Diputación al afirmar que tan sólo hay "dos bomberos para once vehículos".

 

De este modo, en el reparto de trabajo no podrían "ni apagar un mechero", además de preguntar qué pasaría si los 100.000 euros destinados en la partida de ayudas "no son suficientes".

 

El diputado popular Máximo Gómez ha pedido a Torrero "respeto" por esos "grandes profesionales" que la gente "felicita" por la calle, y le ha recriminado que hable "ligeramente" del tema, sin datos, ya que el servicio funciona "a la perfección".

 

Finalmente, se ha aprobado por unanimidad la propuesta de ayuda por desastres naturales con una partida "inicial" de 100.00 euros que ayudará a financiar un gran porcentaje de la totalidad de las obras a los ayuntamientos, algo que supondrá un ejemplo de la "cercanía" y preocupación presente en la Institución de cara a los municipios, según el 'popular' Artemio Domínguez.

 

Por su parte, el grupo provincial de Izquierda Unida ha propuesto la realización de un estudio "urgente" y "pormenorizado" sobre la malnutrición infantil en edad escolar en la provincia de Valladolid, ya que la crisis hace que esta "lacra social" se acentúe, y ha criticado que desde la Diputación sean "incapaces" de articular medidas concretas que salvaguarden las necesidades más básicas de los niños.

 

Así, la concejal de Cultura y Turismo de Tudela y diputada provincial socialista, Pilar Olmedo, ha apoyado la medida de Izquierda Unida al incidir en que los niños son los "menos culpables" en la crisis y en que la pobreza tiene "rostro" de niño; por ello, pide un estudio que permita dar respuestas "rápidas y urgentes" a las instituciones públicas para que reaccionen "en consecuencia" y ayude a los niños afectados por malnutrición infantil.

 

Artemio Domínguez ha declarado que la Diputación ya tiene medios suficientes para luchar contra esta "lacra", como el aumento de las partidas económicas de emergencia social o las ayudas especiales a la alimentación infantil, aunque no dudarán en aumentarlas si hiciera falta, con tal de que ningún niño tenga problemas de nutrición por culpa de la crisis en la provincia de Valladolid.