La confianza del consumidor sube 2,9 puntos en mayo y se sitúa en niveles previos a la crisis

Un comercio en rebajas.

La confianza del consumidor subió 2,9 puntos en mayo en relación al mes anterior, hasta situarse en 84,9 puntos, alcanzando niveles similares a los obtenidos a mediados de 2007.

Este repunte del indicador, el tercero consecutivo, es consecuencia de la mejor valoración que hacen los consumidores sobre la situación actual, ya que sus expectativas apenas experimentaron cambios respecto al mes anterior.

 

En concreto, el indicador de situación actual mejoró 6 puntos en mayo respecto al mes anterior, hasta los 72,2 puntos, mientras que el indicador de expectativas descendió una décima, hasta los 97,6 puntos.

 

El ICC recoge mensualmente la valoración de la evolución reciente y las expectativas de los consumidores españoles relacionadas con la economía familiar y el empleo, con el objetivo de anticipar sus decisiones de consumo. El indicador recoge valores de entre 0 y 200, considerándose que por encima de 100 la percepción es positiva y por debajo, negativa.