La Asociación Vecinal Rondilla acusa al Ayuntamiento de "estar jodiendo" las reivindicaciones en el barrio

El socialista Óscar Puente, con uno de los representantes de la Asociación Vecinal de La Rondilla. TRIBUNA

El PSOE propondrá en el Pleno de este martes que se tengan más en cuenta todas estas opiniones y se cree una "biblioteca de proyectos" para gestionar las obras.

El presidente de la Asociación Vecinal Rondilla, Manuel Prieto, ha acusado este lunes al equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Valladolid de "estar jodiendo, siempre en contra" de las reivindicaciones del barrio, tras mostrar su oposición a la señalización de un carril bici en el paseo peatonal del Parque Ribera de Castilla.

 

La Asociación ha invitado este lunes a los miembros del Grupo Municipal Socialista a visitar la zona del Parque ya que en el Pleno que se celebrará este martes defenderá una moción relativa a proyectos municipales como los que se han financiado con fondos del remanente de tesorería de 2013, de los cuales varios no se han podido aprobar debido a que no se tramitaron antes de finales de 2014.

 

Uno de los que sí que se van a ejecutar es la pavimentación del Parque Ribera de Castilla, que incluye la señalización en el paseo peatonal de un carril bici, a lo que se opone esta agrupación vecinal porque consideran que este espacio ya se comparte "sin problemas" entre peatones y ciclistas sin que sea necesario levantar el pavimento y "romper el paseo".

 

Pero Prieto ha lamentado que el equipo de Gobierno municipal "no tiene en cuenta" lo que proponen los vecinos, sino que quieren "como se dice vulgarmente, estar jodiendo, en contra de las reivindicaciones de los vecinos". Así, ha relatado que si la Asociación pide un espacio joven, el Ayuntamiento gestiona con el Gobierno la creación de una oficina de la Seguridad Social y si se reclama una escuela infantil, se proyecta un espacio joven.

 

El representante vecinal ha insistido en que la reivindicación de la Asociación ha sido desde hace años el arreglo del paseo del Parque ya que consideran que está "en mala situación" pero, "aprovechando" esta reclamación se ha proyectado una obra y "al técnico de turno se le ha ocurrido hacer un carril bici".

 

La agrupación considera el proyecto y el gasto, presupuestado en 375.035 euros, como "innecesarios" pues entienden que la cantidad se podría emplear en otros asuntos para el barrio. "Lo lógico es, cuando se plantea esta obra, que se pongan en contacto y conozcan el parecer", ha reflexionado Manuel Prieto.

 

Por su parte, el presidente del Grupo Municipal Socialista, Óscar Puente, ha incidido en que el planteamiento de la Asociación Vecinal es "totalmente razonable", porque va a ser necesario levantar parcialmente un pavimento que, "se acaba de reponer y está en perfecto estado", para generar un carril bici que, también a juicio de Puente, es "innecesario".

 

En este sentido, Puente ha abogado por "acostumbrar al ciudadano y al usuario de la bici a que hay espacios que se pueden compartir" y que, aunque siempre exista una preferencia para el peatón, ello no impida que el ciclista pasé con su bici.

 

"PRESUMIR DE 500 METROS DE CARRIL BICI"

 

Pero, en opinión del edil socialista, el equipo de Gobierno "probablemente" pretende, con esta obra, "presumir de un kilómetro o 500 metros de carril bici para la estadística", cuando considera que "realmente, este ya es un carril bici que coexiste con los peatones".

 

Además, ha reprochado que la obra del parque Ribera de Castilla se ha podido incluir en el programa aprobado en 2014 gracias a que se ha iniciado con la tala de un seto "que tenía una antigüedad de 25 años" y lo que, a su juicio, supone un "daño al medio ambienbte". Con ello, se ha podido certificar el inicio de la obra antes de fin de año e incluirla en el programa que se financia con el remanente de tesorería de 2013.

 

Sin embargo, ha habido otras obras que "cuando se ha querido licitar, no ha habido tiempo" ya que la legislación establece que "lo que no se ha certificado en el ejercicio, no se puede realizar".

 

Para evitar estos problemas, según Óscar Puente, el Grupo Socialista defenderá en el Pleno municipal correspondiente al mes de enero, que se celebra este martes, una moción en la que se propone la creación de una "biblioteca de proyectos"  que estén listos para que cuando haya "la más mínima oportunidad de financiación" no sea necesario esperar a la confección del proyecto y se pueda adjudicar.

 

En la misma moción, se incluye otra propuesta para que en este tipo de programas de inversiones en barrios "no se hagan obras que los vecinos no quieren", sino que se consensuen con los vecinos. "Es importante sustituir la soberbia por el diálogo porque los vecinos son los que están aquí siempre, y nosotros entendemos que se les debe escuchar, no hacer obras que contravengan el criterio de los vecinos", ha recalcado Puente.

Noticias relacionadas