La Asociación Vecinal La Calle de Laguna critica la ausencia de presupuestos municipales para este año

La Asociación Vecinal La Calle de Laguna de Duero ha criticado la ausencia de presupuestos municipales para este año cuando se está a punto de finalizar el mes de febrero y sin que los mismos se hayan presentado en el Pleno Ordinario del pasado martes.

El colectivo, en un comunicado recogido por Europa Press, se ha preguntado qué ocurre "sistemáticamente" en el Ayuntamiento para que a punto de entrar en el tercer mes del año aún no haya presupuestos municipales.

 

Por ello, considera que los responsables que gestionan el Ayuntamiento "no hacen bien sus deberes" y en la fecha en la que estamos no se conoce públicamente cuál es lo presupuestado para 2015 y lo gastado en 2014 "con el dinero de todos los vecinos", cuando creen que esa tarea debiera hacerse en diciembre.

 

"Es el ejemplo de la dejadez de la gestión municipal que parece dudar en mostrar las cuentas antes de concurrir las elecciones municipales", ha señalado la Asociación, que cuestiona qué el encaje presupuestario va a tener "la demostrada nefasta gestión" de la sociedad Prado Boyal, con varias condenas judiciales y que asegura que va a costar 28 euros a cada vivienda, prácticamente el precio de una tasa.

 

GASTOS JUDICIALES

 

Asimismo, censura que se hayan perdido 250.000 euros en los juzgados y con actuaciones de gestión de la Sociedad de Gestión Municipal que los jueces mismo "califican de promiscuidad financiera y donde se repartían beneficios al Ayuntamiento a cargo de un crédito con garantía hipotecaria cuando no había beneficios" y sí "pérdidas de más de en algunos casos medio millón de euros cada ejercicio desde 2010".

 

En este sentido, la Asociación ha recordado que del patrimonio de valor neto de la sociedad de 16,4 millones de euros queda muy poco y algunas inversiones "estrella" como los polígonos industriales hoy tienen un "ínfima ocupación" que en algún caso no llega ni al 10 por ciento.

 

Con estos datos, la Asociación asegura que se constata que el Ayuntamiento de Laguna de Duero va a seguir, según las ordenanzas fiscales vigentes, "el sendero de recaudar gran parte de sus necesidades económicas mediante la permanencia de la Retasa, la creación de alguna nueva como la depuración que no saben si va a recaudar por encima del coste del servicio y el pago muy por encima del servicio de alguna otra".

 

En la misma línea, considera que se puede asistir a anuncios de "intenciones" de inversiones "impactantes", con ocasión de promesas electorales, pero "la realidad" de la deuda que ha crecido desde 2011 un 3,1 por ciento, con un desempleo que ha crecido en 156 personas y un índice de envejecimiento que sube hasta del 0,44 al 0,53 por ciento y de dependencia del 0,27 al 0,29 por ciento, lo que "puede provocar un presupuesto muy irreal y con unas cuantas capas de maquillaje".