La amenaza bomba ha aparecido manuscrita en inglés y clavada con un cuchillo a un monitor

El avión de la compañía Saudian Arabian Airlines que ha motivado una alarma general este jueves en el aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas tenía en su interior una amenaza de bomba en una carta manuscrita en inglés, que se encontró clavada con un cuchillo en un monitor.

 

El avión de la compañía Saudian Arabian Airlines que ha motivado una alarma general este jueves en el aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas tenía en su interior una amenaza de bomba en una carta manuscrita en inglés, que se encontró clavada con un cuchillo en un monitor.

 

"TIENE BOMBA 11:30H". El vuelo SVA226 se disponía a despegar con destino Riad.

 

El comandante comunicó el hallazgo al aeropuerto y a partir de ese momento se activó la alarma general, desviando el avión a una pista remota y desalojando a sus 97 pasajeros y 15 tripulantes. Los especialistas en desactivación de explosivos (Tedax) de la Guardia Civil están comprobando la veracidad de la amenaza.

 

El aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas ha rebajado la alarma general a alarma local, después de que esta mañana se haya decretado la alarma general en sus instalaciones tras recibir una comunicación del comandante de un vuelo de Saudian Arabian Airlinesque debía salir hacia Riad a las 10.30, informando de una amenaza a bordo.

 

Según ha informado Aena, el aeropuerto ha estado operativo en todo momento y sigue operando con normalidad. Equipos del 112 en preventivo han mandado unidades de bombero de la Comunidad de Madrid y del Suma, mientras que por parte de Emergencias Madrid se han enviado bomberos del Ayuntamiento, según informaron fuentes de ambos servicios, que han confirmado la retirada de estos efectivos.

 

Los pasajeros del vuelo SVA226 ya han sido desembarcados y trasladados a una sala habilitada, después de que el avión, que cubría la Madrid-Riad, fuera desviado a una pista remota. Al lugar, se desplazaron expertos en desactivación de explosivos de la Guardia Civil.

 

Fuentes de la investigación han asegurado que se trataba de una amenaza de bomba y que al parecer se encontró un papel en el avión con la amenaza. La Unión Sindical de Controladores Aéreos (USCA) asegura en su cuenta oficial de Twitter que en todo momento se ha seguido el protocolo establecido por seguridad.

 

Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado prosiguen con las labores de reconocimiento del avión de Saudian Arabian Airlines. Fuentes de la Delegación de Gobierno en Madrid han explicado que una vez evacuados los viajeros, se continúa con el reconocimiento del aparato y de equipajes, al mismo tiempo que se ha rebajado la alarma general del aeropuerto a alarma local.