Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

La Alianza se manifestará en Valladolid el 25 de febrero en protesta por el reparto de fondos

UPA y COAG protesta por las ayudas pendientes de pago, los recortes, la subida de tarifas eléctricas, el incremento de las tasas agrarias, la norma del ibérico y los daños provocados por los lobos.

La Alianza por la Unidad del Campo, formada por UPA y COAG en Castilla y León, ha convocado una manifestación para el próximo 25 de febrero en Valladolid para mostrar su repulsa a las repercusiones que tendrá la reciente aprobación de la reforma de la PAC 2014-2020 para los agricultores y ganaderos profesionales de la Comunidad.

  

Entre los motivos de UPA y COAG para convocar este acto de protesta, el primero contra el reparto de los fondos de la PAC, están la reducción en la cofinanciación por parte del Ministerio de Agricultura a los fondos para desarrollo rural y la consolidación de los "cazaprimas" que, a su juicio, permite la nueva Política Agrícola Común.

  

UPA y COAG también protestarán por las ayudas pendientes de pago, los recortes presupuestarios, la subida "escandalosa" de tarifas eléctricas, el incremento de las tasas agrarias, la norma del ibérico o el impago de los daños provocados por los lobos.

  

En un comunicado de prensa recogido por Europa Press, La Alianza ha calificado de "muy negativo" que el Ministerio de Agricultura saque adelante una reforma agraria que consolida, a su juicio, "la agricultura de sofá", en referencia a los especuladores y los notarios de la villa, mientras que se olvida del modelo social agrario que genera trabajo y actividad en el medio rural.

  

"No sólo no se regula la figura del agricultor activo, como había propuesto nuestra Comunidad Autónoma al Ministerio de Agricultura, sino que además se produce un serio recorte en la aportación estatal a los fondos de desarrollo rural", ha advertido La Alianza.

  

Según han calculado estas OPA, el reparto de fondos de desarrollo rural aprobado en la Conferencia Sectorial supone una "reducción considerable" de la aportación estatal, del 50 al 30 por ciento, por lo que obliga a la Comunidad Autónoma a que asuma el 70 por ciento en lugar del 50 por ciento como lo hizo en el periodo 2007-2013.

  

UPA y COAG han acusado al Ministerio de Agricultura de meter un "tijeretazo considerable" a su aportación en los fondos para el periodo 2014-2020 que van destinados a "ayudas tan importantes" como modernización de explotaciones, incorporación de jóvenes, agroambientales, regadíos o zonas desfavorecidas.

  

La Alianza ha mostrado su "enorme preocupación" por este recorte presupuestario que, según ha augurado, puede poner en peligro los fondos de Bruselas ante los problemas de cofinanciación de los programas de desarrollo rural.

  

"Sería una enorme irresponsabilidad política que en un contexto como el actual de crisis económica se perdieran ingresos netos de la Unión Europea para el sector agrario, que sigue generando desarrollo económico y social en nuestros pueblos", han alertado UPA y COAG.