Juan Carlos Pérez: “El secreto del Cetransa reside en el trabajo”

Juan Carlos Pérez seguirá como entrenador y director deportivo del Cetransa un año más.

El entrenador habla para Tribuna de Valladolid del presente y el futuro del Cetransa El Salvador después de renovar un año más su vinculación al club chamizo.

Como un niño con zapatos nuevos, así se siente Juan Carlos Pérez tras renovar una temporada más como entrenador y director deportivo del club de sus amores, el Cetransa el Salvador, equipo al que ha conseguido llevar hasta el cuarto puesto en Liga esta temporada. Solo el otro equipo de la ciudad, el VRAC, consiguió en la semifinal que el club chamizo se quedará con las ganas de disputar la final.

 

Aún así, Juan Carlos cataloga el año como “todo un éxito” y se ve con ganas de seguir dando guerra para la próxima temporada, que espera que, esta vez sí, sea la del Cetransa.

 

La primera pregunta es obligada, ¿cómo se siente tras la renovación?

 

Realmente contento, cuando quieres seguir en un club y el club quiere que sigas se ve que estás haciendo bien tu trabajo y eso es algo que te gratifica.

 

Con este año renovado iguala su anterior etapa en el Cetransa, de tres años. La intención pasa por superarla, ¿no?

 

(Ríe) Habrá que intentarlo, habrá que intentarlo... La verdad es que el equipo es muy diferente de mi primera etapa. Además, ahora me he desarrollado como entrenador. El de ahora es un equipo en formación, que ha luchado mucho, haciéndose un hueco en la División de Honor. Son chavales muy modestos, la mayoría de la casa. El trabajo es diferente del de aquel entonces, pero estoy más ilusionado que nunca y hay que luchar por títulos con esa filosofía de jugadores de la casa.

 

¿Entonces se ve muchos años como entrenador del Cetransa?

 

Es difícil de saber. Los ciclos se terminan en el deporte y suelen ser cortos, de tres o cuatro años. Tampoco miro más allá de este año, cuando termine veremos. Este es mi club, me siento a gusto y ojalá pueda quedarme mucho aquí. Tengo a mis amigos, Valladolid es donde me gusta estar, pero es difícil ver mi futuro más allá de esta temporada.

 

Desde luego cuenta con la confianza de la directiva.

 

Sí, Hansen me dijo que si le presentaba un buen proyecto estaba conmigo, que me veía más que capaz de llevar la dirección técnica del club y el primer equipo. Por aquel entonces le presenté algo con lo que se cambiaba el chip totalmente y empezamos a tirar mucho más de la gente de casa con un plan de formación de entrenadores y muchas cosas que a él le gustaron. Él me dio el OK, le pedí tres años para ello y creo que el objetivo se está cumpliendo con creces, algo que ayuda a seguir adelante.

 

Eliminados en cuartos de final de Copa ante el Ordizia y en semifinales de Liga ante el VRAC. ¿Qué balance hace Juan Carlos Pérez de la temporada del Cetransa?

 

Lo catalogo como algo magnífico, el objetivo pasaba por meterse en el play off y quedamos cuartos. Luchamos hasta el último minuto, en el que nos apeó el VRAC. Personalmente me parece que la idea expresada a principio de temporada esta bien cumplida. Me considero muy contento no solo por cumplirlo, sino por el cómo se ha hecho, aunque queda la espinita de no haber podido llegar a la final.

 

En el aspecto de la dirección deportiva, el otro lado de mi trabajo, se ha conseguido otro Campeonato de España en categorías inferiores y un subcampeonato. Hemos estado ahí en casi todas las categorías y eso es muy importante para el club.

 

La temporada pasada el Cetransa fue lo bastante regular como para estar en puestos de play off la mayoría de la Liga. ¿Fue esa quizá una de las claves para el éxito?

 

Sí, desde luego. Hemos sido mucho más regulares que el año pasado. Nos costó empezar, tuvimos dudas, y más con la eliminación de Copa y la marcha de Pablo Feijoo, pero la Liga es otra cosa y tocaba crecerse. La segunda vuelta fue impresionante y fue precioso ver al equipo creérselo y crecerme yo también como entrenador con ellos. Dieron el máximo rendimiento y nos acabamos convirtiendo en un equipo a batir. Si solo cogiéramos la segunda vuelta habríamos quedado segundos a dos puntos del primero. Fue algo genial.

 

¿Entonces el objetivo del año que viene es conseguir un título?

 

Queremos luchar por ellos, al menos, estar ahí hasta el final. El deporte es complicado, solo gana uno, pero es otra presión más. El proyecto del que he hablado antes decía que los jugadores tenían que creerse a estas alturas que se puede conseguir algo a nivel nacional. Es una presión añadida, a ver cómo la podemos utilizar el año que viene. Se trata de un paso adelante, sabemos que con el mismo bloque podemos competir con cualquiera. Hay que estar arriba y no se pueden cometer fallos.

 

¿Qué título preferiría Juan Carlos Pérez?

 

La Copa son menos partidos, te metes en la final con tres encuentros y si tienes suerte con el calendario... Pero el título de verdad es la Liga, el de la regularidad, aunque ganar la Copa también sería algo maravilloso, claro. Queremos estar arriba en las dos competiciones, pero sobre todo en Liga.

 

Hablamos de títulos a pesar de que la economía del club no es la mejor.

 

Ese es precisamente otro motivo para darle las gracias a la plantilla. Después de bajar el presupuesto siete veces en los últimos cuatro años, lo que nos convierte en uno de los más bajos de la categoría, seguimos estando arriba. Es lo bonito que tiene este equipo, se trata de gente de la casa, gente que estudia y que cumple su trabajo con total profesionalidad. Nos ayudan esos tres o cuatro jugadores de primerísimo nivel que tenemos, pero la base es de casa y hace que podamos contar con un bajo coste que, a la vez, ilusiona a la afición.

 

¿Entonces dónde está el secreto?

 

Sin duda en el trabajo, y no el mío, sino el que se hace desde la cantera cuando los chavales son pequeños. Me traen jugadores ya formados y capaces de jugar a un gran nivel desde categorías inferiores. Yo solo tengo que ponerles en el primer equipo y convencerles de que pueden hacerlo.

 

La apuesta por la cantera se mantiene más que nunca, y si esta temporada pasada era del 80%, esta que viene será aún más. Es nuestra filosofía y metodología y nos sentimos identificados con ello.

 

¿Hay posibilidad de algún otro fichaje que no sea de cantera?

 

En principio no, queremos mantener lo que tenemos, los cuatro de fuera son los que van a estar. Somos una plantilla de treinta jugadores un poco complementada con estos cuatro y con eso nos basta, ya que nos dan el salto de calidad. Hemos conseguido que se crean nuestra idea de club, nuestra forma de ver el rugby. Destaca Mamea en este sentido, que es el que más tiempo lleva y forma parte de nuestra casa. Si viene algo será porque no hemos conseguido retener a estos cuatro.

Noticias relacionadas