Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Joselillo “triste, decepcionado y frustrado” por no torear en Valladolid a pesar de triunfar en 2015

Recuerda que su puesto se lo ganó en la plaza el pasado año cuando salió por la Puerta Grande en la corrida de Victorino.

Cortó dos orejas en la corrida de Victorino en la pasada feria taurina de Valladolid. Hoy se ve fuera de los carteles de su tierra. Joselillo se siente “triste, defraudado y frustrado” por no poder hacer el paseíllo en la plaza de toros de su ciudad. Y que conste que José Miguel Pérez no tira del manido argumento de “torero de la tierra”, sino de su triunfo el pasado año, donde logró salir por la puerta grande junto al Cid, en la penúltima de feria. Así lo esgrime en varias ocasiones.

 

En declaraciones a Tribuna de Valladolid, no lo entiende. “Salí a hombros con una corrida dura, hice un gran esfuerzo y no hay recompensa. Triunfar en la plaza debe tener un premio”, dice el diestro vallisoletano, que no pretendía entrar en los carteles por paisanaje, sino por revalidar un triunfo.

 

Joselillo reconoce que es “una gran feria” plagada de figuras, pero que le falta “algo”. “Hace falta sitio para esos toreros que entrenamos todos los días, que no lo tenemos nada fácil, que somos capaces y que nos lo ganamos en la plaza”. Preguntado por la ausencia de la novillada, José Miguel es claro. “Es una pena, y en todas las ferias importantes debería estar obligado por ley, es el futuro de la fiesta y en nuestro caso en Valladolid, tenemos un novillero con mucho futuro”, señala el diestro, refiriéndose a Ricardo Maldonado.

 

Su ausencia de Valladolid en la feria septembrina duele más que uan cornada. “Porque las cornadas las entiendes, sabes el por qué, entregas tu vida al toro. Pero las cornadas fuera de la plaza, duelen mucho más, nos e entienden y tardan mucho más en cicatrizar”.

 

A pesar del “disgusto” y de la “decepción”, Joselillo no ceja en su empeño. Recibe la llamada de Tribuna entrenando. Hay que estar preparado. En apenas unos días tiene un par de compromisos. El 16 de agosto hará el paseíllo en Tafalla junto a Alberto Aguilar y Javier Antón, ante un encierro de Dolores Aguirre, que tantos triunfos le ha propiciado. El otro festejo no está cerrado y por precaución prefiere no adelantar acontecimientos. En septiembre tiene un par de festivales y “apalabradas” algunas cosas. Si no puede volver a triunfar en su tierra, lo tiene claro: lo hará lejos.

 

Noticias relacionadas