Jose Mourinho 'toca' la última en el Bernabéu

(Foto: E. P.)

El portugués se despide con victoria del equipo blanco después de tres temporadas con el Chelsea como su futuro deportivo.

El Real Madrid venció este sábado a Osasuna (4-2), en el partido correspondiente a la trigésimo octava jornada de la Liga BBVA, en la despedida de José Mourinho como técnico del conjunto blanco y para finalizar el campeonato invicto en el Santiago Bernabéu con un total de 53 puntos en 19 encuentros y sumando más de 100 goles por cuarta temporada consecutiva.

  

Como aquel que se despide con más decepción que gloria, el entrenador lusitano dijo adiós en medio de una mezcla de crispación y nostalgia. Entre pitos y aplausos, pero acaparando el protagonismo de quien se marcha dejando al madridismo desencajado y con anhelo de éxitos.

  

Entre tanto alboroto, empezó el encuentro tan extraño como el vaivén en una portería amparada por Jesús Fernández y un lateral derecho en manos de Callejón. El duelo se antojaba plomizo entre dos equipos con los deberes hechos y con el único premio de acabar la campaña con victoria.

  

Con Essien y Modric en la medular, los locales mantenían la posesión mientras Osasuna salía a arreones buscando en la contra la forma de causar daño. Sin exceso de lucidez, al partido le faltaba un ritmo menos insípido y más enérgico.

  

Aun así, encomendado al arrojo de Cejudo, los de José Luis Mendilibar necesitaban poco para hilvanar ocasiones de peligro. A los 20 de juego y tras una asistencia perfecta de Llorente, al cordobés le faltó atino frente a la meta madridista. Como respuesta al incómodo, un pase milimétrico de Ozil a punto estuvo de conectar con Benzema. Al francés le separaron escasos centímetros para introducir el esférico en la portería de Riesgo.

  

Mientras el encuentro se animaba, el Real Madrid iba recuperando el tono y la intensidad. Con la explosividad de Ozil y la intermitencia de Di María, los blancos atacaban con más inconformismo. Y ahí apareció el talento de Modric, la picaresca del argentino para dejar pasar la pelota y la velocidad de Higuaín para definir a la perfección frente a Riesgo.

  

El gol, como de costumbre en el feudo blanco, anestesió al oponente. Sin apenas digerir el primer zarpazo, Essien apareció en escena para firmar el segundo de la tarde tras un córner botado a la perfección por Ozil (2-0). Con tanto castigo en apenas un abrir y cerrar de ojos, el descanso sabía a gloria a los navarros.

 

OSASUNA ESPABILÓ PERO BENZEMA REMATÓ

  

Tras el parón y con la convicción de luchar hasta el final, Osasuna aún tenía fuerzas para querer amargar la partida a Mourinho. A los seis minutos de la segunda mitad, Roberto Torres armó un potente que acabó superando a Jesús Fernández tras una excelente jugada individual (1-2). El tanto sirvió a los visitantes como vitamínico y empezó a creer en el empate. Enfrente, estaba un Real Madrid acomodado y sin más necesidad que mantener a flote el resultado. Pero los navarros tenían hambre y Cejudo se quiso apuntar a la fiesta goleadora para firmar las tablas tras un excepcional remate de cabeza (2-2).

  

Era la recompensa al esfuerzo de los pamplonicas. Sin querer rendirse, los dos goles en contra parecían demasiada represalia. Pero cuando más indefenso estaba el Real Madrid, apareció la creatividad de Ozil para dejar el balón en bandeja en Benzema y que éste anotara su undécimo tanto en el torneo doméstico. Con el enfrentamiento en plena vorágine de sensaciones, los locales volvían a demostrar que un chispazo era suficiente para marcar las diferencias ante un rival valiente y con desparpajo.

  

A partir del tanto, los de José Mourinho recuperaron el vigor en ataque. Primero Modric y después el delantero galo, pudieron aumentar la renta pero no estuvieron acertados. Pero cuando el duelo estaba visto sentencia, Callejón no quiso perderse la cita con el gol para cerrar la goleada con el cuarto y despedir una etapa, con más tensión que tranquilidad, de tres años con el luso en el banquillo.

 

FICHA TÉCNICA

  

REAL MADRID: Jesús Fernández; Carvalho, Arbeloa (Llorente, min.85), Albiol, Essien; Modric, Di María (Nacho, min.45), Callejón; Ozil (Omar, min.80), Higuaín y Benzema.

  

OSASUNA: Riesgo (Ricardo, min.73); Rubén, Nano, Unai García, Oier; Silva (Maikel, min.78), Timor, Roberto Torres; Armenteros, Cejudo y Llorente (Onwu, min.45).

 

 

   1-0, min.34, Higuaín.

   2-0, min.37, Essien.

   2-1, min.51, Roberto Torres.

   2-2, min.63, Cejudo.

   3-2, min.69, Benzema.

   4-2, min.86, Callejón.

 

ÁRBITRO: Pérez Lasa (C.Vasco). Amonestó a Higuaín (min.44) por parte del Real Madrid. Y a Unai García (min.44) por parte de Osasuna.

  

ESTADIO: Santiago Bernabéu.