Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

José Cardalda, creador de ‘Rodando Contra el Cáncer’: “Es un proyecto cargado de ilusión”

José Cardalda, promotor de 'Rodando Contra el Cáncer'. TRIBUNA

La idea pretende que cada ayuntamiento donde un céntimo por habitante a la Asociación Española Contra el Cáncer. Se presentará este sábado en Valladolid.

WEB DE INFORMACIÓN DE 'RODANDO COTNRA EL CÁNCER'

 

www.rodandocontraelcancer.com

No se trata solo de divertirse, sino de ser solidario. Y es que en muchas ocasiones ser motero va de la mano con preciosos proyectos de ayuda desinteresada, aunque no sea esto último lo que siempre trasciende a la sociedad. Ese es el caso de José Cardalda, quien, tras sufrir en sus carnes un cáncer de garganta, decidió combinar sus dos pasiones, las motos y la solidaridad, en un nuevo proyecto; ‘Rodando Contra el Cáncer’.

 

Este sábado estarán en Valladolid para presentar su idea de manera pública, pese a que ya llevan subidos a la moto bastantes meses. El concepto es sencillo. En cada ayuntamiento se pide una donación casi simbólica de un céntimo por habitante –en Valladolid serían poco más de 3.000 euros-, de manera que ese dinero va de manera íntegra para la Asociación Española Contra el Cáncer.

 

Pero no solo eso. También se puede cooperar siendo delegado territorial para tratar de expandir ‘Rodando Contra el Cáncer’, hacer rutas solidarias en las que se dona un céntimo por kilómetro, con aportaciones particulares... Cardalda, sin duda, llena su moto con ilusión más que con gasolina.


 

¿Podría explicar en unas pocas palabras su proyecto?

 

Se trata de 37 delegados que recorren el país y la idea en un principio solicitar una ayuda de un euro por habitante en la lucha contra el cáncer. Fue una diea mía y en principio solo pretendía hacerlo en las cuatro provincias gallegas, porque yo soy de aquí, pero después fue orgullo mío el ampliarlo. A partir de un foro comenzó a difundirse por todo el país, se presentó mucha gente y ya tenemos montada una historia gorda, muy gorda.

 

¿Por qué unir motos y lucha contra el cáncer?

 

La base principal es que yo soy motero desde hace años y yo, como soy autónomo, no puedo viajar todo lo que quisiera. El 90% de lo que ando es aquí en Galicia. Fue entonces cuando me pregunté qué podía hacer para que esto que tanto me gusta, que me hace desconectar, valga para algo más. Fui parte de un proyecto que ayudaba a un piloto español a correr una carrera, y eso dio resultado. En ese momento sentí un vacío, se consiguió y pensé en conseguir algo más profundo. Le di mil vueltas, llegué a esta conclusión y ahí estamos.

 

A veces parece que se desconocen los muchos proyectos de este tipo que hacen los moteros.

 

Hay muchísimos, muchas historias. En el fondo de estas cosas solidarias hay muchas más. Es una lástima porque cuando escuchas algo solidario, de ONG’s, piensas en el dinero y demás. Es difícil poner a andar una cosa de estas, y después hay muchos tropezones.

 

¿Es la sociedad consciente del problema del cáncer?

 

En el fondo sí está cerca de todos, es raro que alguno de nosotros no tenga un caso cercano. A mí me pasó y tengo a familia que también. Sí que está ahí, pero en el fondo no lo ves tan real porque piensas que nunca te va a tocar. Y sí pasa, a mí me tocó.

 

¿Qué espera de la Fiesta de la Moto este fin de semana?

 

Es un punto importante de reunión, qué se puede decir de estas fechas y de Valladolid. Todo el mundo sabe lo que está pasando, los problemas que hubo y por los que no se pudo celebrar nada allí el año pasado. Pero todo lo que se quiera hacer, bienvenido sea mientras haya ambiente motero. Hay que apoyar estas concentraciones.

 

Habrá ganas de presentar el proyecto en Valladolid.

 

Sí, sí. Va a haber una representación de los delegados nacionales, hay ganas de que la gente conozca el proyecto. Pensamos que cualquier ayuntamiento al que le llegue esto puede dar resultado, pero hay que explicarlo bien. Por eso mascamos mucho el proyecto, con un coordinador nacional que lo hace muy bien. Vamos muy bien, tenemos de tiempo hasta el otoño que viene, y ya cuando hablamos de cantidades fijas de dinero si hablamos de alguno como el de Ribeira, que yo soy de la Coruña, que tiene 27.000 habitantes, 270 euros a donar no le es significativo para las arcas, pero sí para el proyecto. Somos 46.000.000 millones en España y hablamos de una posible donación de casi medio millón de euros. Ilusión y ganas nos sobran.