JIM: “Si fuésemos de perdedores al Bernabéu le diría al presi que no saque los billetes de tren”

El entrenador del Real Valladolid explica que el equipo es consciente de la dificultad de enfrentarse al Madrid, pero también asegura que “no hay nada imposible y no se puede perder la ilusión”.

Difícil no es imposible, es la conclusión que puede sacarse después de la comparecencia de Juan Ignacio Martínez ante los medios este jueves, previa al partido que enfrentará este sábado a Madrid y Valladolid a partir de las 20.00 horas en el estadio Santiago Bernabéu.

 

“Hay que ser coherentes, sensatos, hay unas estadísticas en la Liga en las que Barcelona y Madrid pierden pocos puntos, y más como locales. Pero el fútbol tiene estas cosas, tiene tanta grandeza, y es imprevisible”, comenzaba el entrenador blanquivioleta.

 

“Se han visto situaciones más complicadas, así que vamos con la máxima ilusión y a intentar ganar. Si fuésemos de perdedores le diríamos al presi que ni saque los billetes de tren” siguió el alicantino con una media sonrisa pícara, pero a la vez con semblante serio.

 

Y es que el Madrid, sobra decirlo, no es un equipo cualquiera. Tercero en Liga y ya clasificado como primero de grupo a octavos de la Liga de Campeones, su único lunar, por mucho que algunos se empeñen en atizar a los blancos de manera sistemática, ha sido hincar la rodilla esta temporada ante Atlético y Barcelona, los dos que tiene por delante en la tabla. Un conjunto del que tampoco hace falta nombrar su pegada.

 

“Hemos visto como un equipo que se queda con diez jugadores es capaz de ganar igual y de paliza”, seguía JIM en referencia al último choque frente al Fenerbace de los de Ancelotti. “Son una marca mundial, pero no les vamos a echar más elogios. Ellos ya saben que son buenos. Se dice que Cristiano quizá no esté, pero por ejemplo han recuperado a Xabi Alonso, algo también importantísimo”. El portugués, con diecisiete tantos en Liga, no se vistió de corto en Champions y puede que tampoco lo haga este sábado por lesión.

 

Fue entonces cuando el técnico fue cuestionado por la posibilidad de cambiar de esquema ante un partido tan complejo, volviendo al trivote con Rossi. “Lo estoy sopesando, ya que hemos perdido a Ebert por sanción. Así le daríamos más consistencia al equipo, aunque no lo tengo todavía claro”, reconocía.

 

Se le recordó al entrenador que las apuestas de victoria a favor del Pucela son de veintidós contra uno, a lo que este respondió con un mensaje optimista. “El Bernabéu es un sitio al que ir con desparpajo, hay que intentar pasar a la historia, por muy complicado que parezca. Tenemos una idea de juego, sabemos que ellos tienen tres jugadores impresionantes en el aspecto ofensivo, pero eso son puras estadísticas una vez empieza el partido. Obviamente con lo complicado que se supone, vamos a intentar competir”.

 

¿Cuál es entonces la estrategia a seguir para tratar de ganar al que parece casi intocable? “Es un partido que las pocas ocasiones que deje el Madrid hay que aprovecharlas, y sobre todo terminarlas. Si no, no llegamos a ningún lado. Defensivamente tenemos que tener una contundencia muy alta, ya que ellos generan tanto peligro. Tenemos que tener mil ojos”, ha espetado el técnico.

 

Lo cierto es que por complicado, casi imposible que parezca, no queda otra opción que intentarlo. Después de la derrota ante Osasuna hace ya una semana, los puestos de descenso acechan y la soga en el cuello empieza a apretar.