Izquierda Unida lanza una campaña para recoger propuestas y enmendar el Presupuesto 2015

Se trata de una "experiencia piloto" que pretende recoger propuestas. Asimismo se ha programado un encuentro abierto en el centro cívico Bailarín Escudero el 11 de diciembre.

¿Cómo participar?

Desde este jueves y hasta el próximo 11 de diciembre se recogerán opiniones por Internet a través de un formulario disponible en este enlace. Dicho cuestionario se divide en cinco grandes apartados, en el primero de los cuales el usuario podrá votar en qué se debería invertir, mientras que el segundo contempla una consulta sobre gasto corriente; el tercero, una encuesta acerca de la opinión sobre las propuestas de IU; el cuarto, una sección para recoger las aportaciones propias de cada ciudadano, y el quinto, un buzón de sugerencias sobre el proceso puesto en marcha por el Grupo Municipal

El Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Valladolid ha lanzado la campaña '+ Democracia, + Participación' para recoger propuestas de la ciudadanía con las que elaborar sus enmiendas a los Presupuestos municipales de 2015.

 

Se trata de una "experiencia piloto" basada en otras iniciativas semejantes desarrolladas por el Grupo en anteriores ejercicios, tal como ha subrayado la concejal María Sánchez en declaraciones recogidas por Europa Press.

 

Para divulgar este formulario, se lanzarán también en redes sociales las etiquetas #AhoraToca y #presupuestosVLL, mientras que se ha enviado carta a diferentes colectivos sociales de la ciudad para invitarlos a participar en la iniciativa.

 

Junto al cuestionario online, Izquierda Unida celebrará el 11 de diciembre un encuentro abierto a partir de las 19.00 horas en el centro cívico Bailarín Vicente Escudero, donde los asistentes podrán exponer sus propuestas al Presupuesto municipal de 2015.

 

Por su parte, el portavoz del Grupo Municipal de IU, Manuel Saravia, ha subrayado que, con independencia del alcance que pueda tener la campaña '+ Democracia, + Participación', "el sólo hecho de ponerla en marcha ya es positivo".

 

VALORACIÓN DE LOS PRESUPUESTOS

 

En su intervención, Saravia ha realizado un balance del proyecto de Presupuestos presentado por el equipo de Gobierno, del que ha criticado el gasto en medidas "que no son prioritarias" mientras "se desatienden otras necesidades de los ciudadanos".

 

En este sentido, ha apostado por medidas que fomenten el empleo y la atención social y ha calificado de gastos "inútiles" las partidas destinadas a festejos taurinos, la ampliación de la ruta 'Ríos de Luz' o la restauración de una ermita dedicada a San Pedro Regalado, patrón de la ciudad, en la localidad burgalesa de Aranda de Duero.

 

Por su parte, el tercero de los ediles del Grupo, Alberto Bustos, ha abordado las cuentas de Bienestar Social y Participación, al hilo de lo cual ha cargado contra la reducción "de más de 300.000 euros" en limpieza y aseo de los colegios, así como la reducción del programa de educación de personas adultas o la eliminación del convenio con la Fundación Rondilla para la educación de personas adultas, algo que ha calificado de "ajuste de cuentas" por parte del Ayuntamiento hacia esta fundación.

 

También ha rechazado la "consolidación del recorte de casi un millón de euros" realizado "hace tres ejercicios presupuestarios" y que ha hecho que "la atención a usuarios se haya reducido en la mayoría de los casos". Por lo que se refiere los programas sociales, ha lamentado el recorte "de más del 30 por ciento" en asuntos como violencia de género, igualdad de oportunidades, infancia, prevención de drogodependencias o accesibilidad.

 

  

Por último, Bustos ha lamentado la caída presupuestaria de 800.000 euros con respecto a hace tres años en programas de CEAS y centros de personas mayores, o la reducción a 500.000 euros de formación para el empleo, que al inicio de legislatura "superaba los dos millones de euros", a pesar de "la promesa de la Junta de Castilla y León para poner en marcha varios programas de Formación Dual" que supondrían más de 400.000 euros. "400.000 euros tras haber bajado 1,5 millones", ha sentenciado, por lo que ha hablado de medidas "meramente cosméticas".