IU Valladolid reclama un compromiso municipal para aumentar la influencia de los sectores sociales más débiles

El Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Valladolid presentará un conjunto de propuestas tanto en el próximo Pleno como en el Consejo Social y en las pertinentes concejalías para establecer un compromiso municipal sobre el aumento de la influencia de los sectores más débiles en la política municipal.

IU ha defendido que su meta es "comprometer un esfuerzo municipal" en todas las áreas para buscar fórmulas que permitan aumentar la participación política y el poder de influencia en las políticas municipales de las personas y hogares con menos recursos "y fortalecer, en consecuencia, las instituciones democráticas fomentando una ciudad inclusiva cuya prioridad fundamental sea las personas".

 

"IU pretende alcanzar un compromiso tendente a decidir acciones concretas, sin quedarnos en declaraciones de intenciones", ha aseverado antes de apuntar a las medidas que se recogen en los materiales, las ponencias y los debates del II Congreso Estatal de Participación de Personas en Situación de Pobreza y Exclusión Social que se celebra en la ciudad bajo el título 'Derechos de la Ciudadanía: de la información a la participación', que "pueden materializarse" y que el Ayuntamiento "debería tomar en consideración".

 

En este sentido, IU se ha referido a los ejemplos de actuaciones municipales en otras ciudades dirigidas a este objetivo como la creación de oficinas específicas por la "no discriminación", el compromiso de traducir a lenguaje más comprensible las disposiciones más relevantes sobre los derechos, el autocontrol en el enfoque de las políticas ("no desde la caridad sino desde los derechos") o la puesta en marcha de mecanismos para hacer más tangibles los derechos y difundirlos mejor.

 

Un asunto específico y "significativo" se refiere a los presupuestos participativos: "uno de los cauces de participación ciudadana en los procesos democráticos más relevantes es el de los procesos de asignación de recursos, que deberían contar con la participación de los actores locales, especialmente de las mujeres y los colectivos excluidos".