Inversión de 1,8 millones de euros para equipamiento en el Clínico de Valladolid

Se han van a adquirir cinco arcos quirúrjicos móviles que permiten la exportación en vivo de las imágenes en vídeo.

El Consejo de Gobierno ha aprobado dos expedientes, por un gasto total de 1.852.401 euros, para la adquisición e instalación de diverso equipamiento destinado al montaje del nuevo bloque técnico del Hospital Clínico Universitario de Valladolid, en el que ya están en funcionamiento el servicio de Urgencias y el de Rehabilitación.

  

El primer expediente se refiere a la adquisición de cinco arcos quirúrgicos móviles -tres de gama básica y dos de gama alta- para su utilización en quirófano en técnicas de radiografía y fluoroscopia y en intervenciones de tipo vascular y coronario, equipos que además permiten la exportación en vivo de las imágenes de vídeo.

  

El segundo contrato se destina a la compra de un sistema integral de almacenamiento y dispensación automatizada de medicamentos para el Servicio de Farmacia del Clínico.

  

Actualmente está plenamente finalizada la instalación y equipamiento de Urgencias, Rehabilitación, Esterilización y Anatomía Patológica. Con el expediente que ahora se comunica también lo estará el servicio de Farmacia, una vez adquiridos los sistemas de almacenamiento y dispensación.

  

En cuanto al Bloque Quirúrgico, ya están funcionando los quirófanos híbrido y vascular, y están pendientes de licitar las torres de endoscopia y el sistema de integración. Por último, quedan pendientes de licitación en 2016 las salas de Hemodinámica junto con su equipamiento y la UCI coronaria.

 

DINERO PARA EL RÍO HORTEGA

 

Por otra parte, la Consejería de Sanidad ha comunicado hoy en Consejo de Gobierno el gasto, por un importe total de 416.240 euros, para el contrato de los servicios logísticos intrahospitalarios de gestión, distribución y reposición logística intrahospitalaria como soporte en el desarrollo de las actividades que realiza la unidad logística del Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid.

  

Pese a que este contrato supone un incremento del coste anual de un 25 por ciento, este aumento se amortiza teniendo en cuenta que se pretende conseguir que el 100 por ciento de las reservas de material se realice automáticamente y no de forma manual como hasta ahora.

  

Además, se garantiza la respuesta a los errores que se detecten y se automatizan los procesos de reservas de pedido de todas las unidades del hospital, sean o no asistenciales. Asimismo, se ahorra en los tiempos de validación de las propuestas de compra.

  

Con la contratación de este servicio se desarrollarán tareas como la revisión y lectura de las solicitudes de necesidades por parte de las diferentes unidades o la transmisión de las necesidades de material a través de los programas informáticos, para la posterior realización de listados y preparación de pedidos en los almacenes.

  

También se realizará la distribución de material y logística inversa -gestión de material sobrante, devolución de compras, etc.- y la reposición de material en el interior de las unidades solicitantes.

  

El contrato incluye además el mantenimiento de los diferentes procesos, para así velar por el buen funcionamiento del sistema, así como la elaboración de informes, explotación y análisis de información.