Increíble pero cierto: Llegan a Europa los carriles para peatones con smartphone

Carril para teléfonos

La ciudad de Amberes, en Bélgica, ha instalado unos carriles provisionales para que los viandantes puedan circular por la acera ajenos a todo lo que ocurre fuera de la pantalla de su teléfono móvil y sin chocarse con otros viandantes.

Siguiendo los pasos de otras ciudades como Washington DC, en Estados Unidos, y Chongqing, en China, Amberes ha puesto en marcha esta iniciativa, que se trata en realidad de una campaña de marketing promovida por los comercios de reparación de móviles, alertados por el creciente aumento de roturas de los dispositivos causadas por choques entre peatones o de estos con mobiliario urbano.

 

La ciudad ha pintado sus calles comerciales más concurridas con unas largas líneas blancas entre las que se lee “carriles para enviar mensajes de texto” y que delimitan la zona por la que deben transcurrir los peatones, smartphone en mano.

 

"Casi todo el mundo envia un mensaje o responde un WhatsApp mientras camina por la calle, sin prestar atención a sus alrededores. Esto provoca choques con otros peatones, postes y farolas, e incluso pone en peligro su vida cuando cruza sin mirar. Por eso hemos puesto en marcha esta iniciativa", explica un portavoz de los comerciones de reparación Mlab.

 

Aunque se trata de una iniciativa privada, cuenta con la aprobación de las autoridades de la ciudad, y no se descarta instalarla de forma permamente si realmente cumple con su función de reducción de accidentes viales.