Íker Casillas, Juan 'recojón', abre su casa para Bertín y desmonta mitos junto a Carbonero

Íker Casillas durante la entrevista

El protagonista más esperado de 'En tu casa o en la mía' habla de su vida, su carrera pero también de sentimientos, no regatea el tema Mourinho, y también toca su vida hoy en Oporto junto a Sara Carbonero.

Bertín Osborne ha visitado una de las parejas más mediáticas de nuestro país. Íker Casillas y Sara Carbonero se suman a los famosos que han participado en el programa de TVE En La Tuya o En La Mía. El cantante se ha trasladado hasta Oporto para conocer la casa y la nueva vida del exguardameta del Real Madrid y la que fuera uno de los rostros insignia de Mediaset.

 

Casillas ha hablado de cómo vivió la final del Mundial y su salida del Real Madrid y se ha mostrado una imagen de Sara mucho más cercana y cariñosa. "Siempre tuve claro que quería ser portero. Me gustaba mucho porque además era un reto impresionante y era consciente de que se me daba bien" le confiesa Casillas a Bertín.  Cuenta que vio un anuncio en el 'Marca' de Real Madrid buscando jugadores del 81, realizó la inscripción y así empezó su carrera en el club blanco. "Mi madre me decía que Arconada comía sardinas y pescado y por eso paraba tan bien y así comía yo sardinas y pescado".

 

Rememora su primera experiencia con el primer equipo del Real Madrid y su viaje a Noruega con viaje en taxi de Móstoles al Alameda donde coincidió con Sanz, Morientes y Seedorf en la mesa de la comida o Víctor en el hotel. Después llegaron el debut y una larga carrera de éxitos como portero y después capitán del equipo de su vida.

 

Cuando le pregunta por su marcha del equipo madrileño se muestra mucho más tajante: "Tuve la despedida que quería tener. Mi historia en el Madrid se quedó en ese momento y no sé si el día de mañana habrá otra historia allí. No tengo ninguna cuenta pendiente, tenía claro que tenía que abandonar ese barco".

 

Claro se muestra cuando mencionan el nombre de Mourinho. “Tengo mi club y tengo mi selección y había momentos que había mucho fricción entre jugadores del Real Madrid y del Barça... A lo mejor no le sienta bien que yo hable con alguien del Barcelona para rebajar la tensión que había en la selección. Si volviera atrás volvería a hacer lo mismo por que miraba por mi club y por mi país y su tranquilidad. No creo que sea una guerra Mourinho-Casillas”.

 

Eso sí, el haber llegado a ser parte de la historia del equipo de Chamartín, es algo que no se puede expresar. Muy pocos logran ese sueño: "La realidad no es que llegue un Casillas o un Raúl. Llegan 299 jóvenes y son 299 sueños que se quedan por el camino".

 

Sobre los éxitos de la selección, además de desahacerse en elogios con Aragonés y Del Bosque, comenta: "Desde pequeños sueñas con eso y piensas que es inalcanzable para España... Lo que hemos conseguido no lo ha logrado nadie en la historia del fútbol y va a ser muy difícil que lo volvamos a ver" asegura el portero en la entrevista que habla de la semifinal ante Italia y la tanda de penaltis en la Eurocopa de 2008 "fue el momento en que cambió todo".

 

Y es que ese momento del Mundial histórico grabado en la retina de millones de españoles también nos dejó con su gran manifestación de amor. Aquel beso más famosos en nuestro país del cual, sus protagonistas han desvelado que los primeros en aplaudir fueron los actuales Reyes de España, Felipe VI y Doña Letizia.

 

Sin embargo, Sara Carbonero le quita el misterio al popular beso: "Con el beso engañó a toda España porque no es ni tan perfecto, bueno como todos", porque sí, Casillas es un héroe de ropajes deportivos, pero no el príncipe que nos pintan en los cuentos Disney.

 

Íker y Bertín se colocaran el delantal para ponerse a hacer unos huevos fritos. Íker no es precisamente ducho en la cocina pero asegura: “A mí me llaman 'Juan recojón'. Lo mismo que te pongo la mesa, que te la quito que si hay algo por el medio lo recojo enseguida".

 

Ahí a ellos se les unirá Sara Carbonero que confiesa como ha vivido el tener que dar una información sobre su pareja: "Ha habido veces que he tenido que decir cosas que te gustan más o menos. Y hubo alguna época en que Iker era noticia todos los días. He pecado de lo contrario, de tener muchísimo más cuidado y de separar". Sara también habla de cómo lleva su embarazo.