Iberdrola entrega 1.660 kilos de alimentos a las familias más necesitadas de la región

La compañía ha organizado ya tres colectas bimestrales dentro de la ‘Operación kilo Iberdrola’, en el marco de su programa de Voluntariado Corporativo.

Iberdrola ha recogido en Burgos, León, Palencia, Salamanca, Valladolid y Zamora 1.660 kilos de alimentos básicos para atender a las familias castellanas y leonesas más necesitadas. Estos han sido donados por empleados de la compañía procedentes de los diferentes centros de trabajo en estas provincias a través de distintas organizaciones sociales, como Cáritas o el Banco de Alimentos.

 

En tres colectas organizadas en los últimos seis meses la empresa ha superado en total las nueve toneladas de productos entregados en el marco de la campaña Operación kilo Iberdrola, que se celebra bimestralmente con el objetivo de contribuir a paliar la situación de exclusión social y de pobreza en que se encuentran muchas personas en España a consecuencia de la crisis económica.

 

La campaña se ha desarrollado de forma simultánea en una treintena de centros de trabajo de la compañía, repartidos en nueve regiones donde Iberdrola desarrolla su actividad (Madrid, Comunidad Valenciana, País Vasco, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Murcia, Extremadura, Navarra y La Rioja). Esta iniciativa surgió como respuesta a las solicitudes de los propios empleados, como parte del programa de Voluntariado Corporativo de Iberdrola.

 

Al margen de esta iniciativa, la Fundación Iberdrola colabora, en el marco de su programa de ayudas sociales Energía para la solidaridad, con la Fundación Banco de Alimentos de Madrid y de Navarra para la donación y distribución de alimentos. Además, también contribuye con el comedor social de la Casa Caridad de Valencia y con el “Proyecto de apoyo a familias en situación de crisis” de Cruz Roja, en Zamora. 

 

Por otro lado, Iberdrola apoya el “Programa de Becas de Comedor” de Aldeas Infantiles, que pretende financiar la comida escolar de menores de familias con dificultades para cubrir su alimentación, cuyo objetivo es conseguir sufragar el comedor escolar de 341 niños.

 

Iberdrola puso en marcha su programa de Voluntariado Corporativo en 2006 con el propósito de canalizar el espíritu solidario de sus empleados y alentar su participación en proyectos sociales alineados con los valores de la compañía.

 

Las ofertas de voluntariado se dividen en cuatro bloques: acciones propuestas por la empresa; voluntariado profesional; voluntariado medioambiental; y participación en diferentes proyectos en colaboración con destacadas asociaciones.

 

Uno de los ejes fundamentales del programa de Voluntariado Corporativo de Iberdrola es el Portal Internacional del Voluntariado, una página web creada específicamente para canalizar la movilización del talento, el tiempo y la energía de los profesionales.

 

A través de esta herramienta on-line, trilingüe en español, inglés y portugués, Iberdrola ha ofrecido durante el último año a su plantilla 6.500 oportunidades de voluntariado, tanto organizadas por la empresa como en colaboración con destacadas asociaciones. Más de 2.000 empleados han participado activamente en las actividades solidarias propuestas a iniciativa de la compañía

 

Además ha conseguido consolidar una comunidad global de voluntariado abierta a todos los empleados del Grupo Iberdrola, que tienen la posibilidad de elegir entre desarrollar acciones presenciales o virtuales, compartir sus experiencias de voluntariado y proponer actividades.

 

El programa de Voluntariado Corporativo le ha valido a Iberdrola distintos reconocimientos, como el premio Ciudadano, concedido por la Asociación Premios Ciudadanos y el Foro Debate Ciudadano por las acciones solidarias desarrolladas por el Grupo con las personas más necesitadas.