Herrera podría ser investido en primera vuelta con la abstención de algún grupo o con mayoría simple en segunda

Juan Vicente Herrera

El presidente en funciones de la Junta, Juan Vicente Herrera, podría ser investido de nuevo jefe del Ejecutivo castellanoleonés en una primera vuelta si cuenta con la abstención de alguno de los cinco grupos con los que contará el hemiciclo o con mayoría simple en segunda vuelta.

Según el reglamento de las Cortes, el candidato propuesto para ser presidente de la Junta de Castilla y León deberá de obtener la mayoría absoluta en una primera vuelta para poder ser nombrado, es decir, al menos el respaldo de 43 procuradores, aunque se puede dar el caso de que Herrera cuente con el apoyo de su grupo y la abstención de los cinco parlamentarios con los que cuenta Ciudadanos C's o la del procurador de UPL.

En el caso de no obtener el apoyo suficiente en primera vuelta, la Mesa de las Cortes, tras oír a la Junta de Portavoces, fijará el momento de la segunda votación en la que bastará con que el candidato obtenga el respaldo de la mayoría simple.

Noticias relacionadas