Herrera cree las balanzas fiscales llevan a una conclusión "irreal e injusta" que "enturbiará" el modelo de financiación

Juan Vicente Herrera
Llama a la reforma del modelo de financiación porque el actual conduce a una reducción del gasto o a un mayor endeudamiento para CyL


VALLADOLID, 24 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, ha considerado que la publicación de las balanzas fiscales llevan a una conclusión "irreal e injusta" que, a su juicio, "enturbiará" la futura reforma del modelo de financiación autonómica.

Herrera se ha pronunciado sobre las balanzas fiscales a través de un artículo publicado este jueves en 'La Razón', donde insiste en la necesidad de acometer la reforma del modelo de financiación autonómica, ya que el actual aporta a la Comunidad 450 millones menos de los necesarios para cubrir las necesidades en Educación, Sanidad y Servicios Sociales. "Una realidad que nos conduce a dos caminos, ambos indeseables, o a la reducción del gasto o a un mayor endeudamiento", ha reseñado.

"Esta publicación ya está determinando unos efectos perversos en el debate político y de medios: la calificación de las Comunidades en tres categorías: infrafinanciadas, superfinanciadas y suficientemente financiadas", ha explicado el presidente, quien ha detallado que desde el concepto de "unidad nacional" el ejercicio de las balanzas es "incompleto y parcial".

Para Herrera es "parcial" porque se hace desde el análisis de datos "aislados" de los ingresos y gastos del estado en solo un año y "incompleto" porque sólo analiza el ejercicio fiscal que puede perjudicar a algunas autonomías que saldrían beneficiadas si se profundizara en otras dimensiones sociales o económicas.

"La publicación oficial de las llamadas balanzas fiscales es un grave error", ha reiterado el presidente, quien ha considerado que lo que debería considerarse únicamente un ejercicio "contable y académico" se convierte en un nuevo motivo de "confrontación política y territorial".

"Cuando se publicaron pro primera vez, las balanzas fiscales persiguieron el objetivo político de demostrar la 'generosidad' de Cataluña con el resto de España --para justificar entonces los privilegios singulares de financiación que se querían incorporar en el proyecto de nuevo Estatuto-- y parece que lo que se persigue ahora es lo contrario: desmentir el discurso del agravio --ese irracional y falso 'España nos roba'".

Para Herrera el concepto de balanza fiscal territorial encierra un "gran equívoco", ya que todos los españoles con unas condiciones económicas equivalentes tributan de igual manera, por lo que "no puede decirse en absoluto que los ciudadanos de una Comunidad contribuyen más que los de otra puesto que todos están sujetos a una misma legislación".

Por último, desde la perspectiva del gasto público hay que determinar, a juicio del presidente, si las "importantes" inversiones realizadas durante los últimos años por el Estado en el AVE en Castilla y León "benefician exclusivamente a la Comunidad" o, por el contrario, "suponen un beneficio, mayor o menor, directo o indirecto, para todos los españoles y para todas las Comunidades de España".