Hasta 200 niños forman parte ya del programa ‘A jugar balonmano!’ del Atlético Valladolid

Unos chicos juegan al balonmano en un patio de un colegio. TRIBUNA

El coordinador del programa, Iñaki Malumbres, repasa una iniciativa que busca difundir el balonmano entre los más pequeños de la provincia.

El proyecto 'A jugar balonmano!, iniciado por el Atlético Valladolid la pasada temporada, sigue creciendo en este nuevo curso escolar y deportivo. Son ya más de 200 niños de diez colegios y municipios los que este año participarán en esta actividad que pretende acercar el balonmano a los más pequeños.

 

Iñaki Malumbres, coordinador del programa A Jugar se muestra muy satisfecho de lo conseguido en estos dos años de actividad, en los que la difusión del balonmano entre los niños continúa siendo el gran objetivo. “Hemos aumentado nuestra presencia este año con un programa que busca formar personas y dar a conocer el balonmano de una forma lúdica, no competitiva. Queremos que la familia del balonmano vallisoletano continúe creciendo”, explica el propio Iñaki Malumbres.

 

El Atlético Valladolid comenzó el pasado año su difusión del balonmano entre los más pequeños con este programa. En el nacimiento del club está recogida esta labor social de difusión del balonmano como uno de los objetivos primordiales. El Atlético Valladolid no se centra solo en el mantenimiento de un equipo de élite sino que da una importancia clave a la difusión social de este deporte.

 

“Tanto el anterior presidente del club, Juan Carlos Sánchez Valencia, como el actual, Mario Arranz, han insistido siempre en la trascendencia de este programa”, explica Iñaki Malumbres. “Es responsabilidad del Atlético Valladolid contar con una labor social alrededor del balonmano. Contamos con un equipo en División de Honor Plata, equipos juveniles y cadetes, el programa de veteranos Yo Jugué… pero nuestro programa A Jugar acerca a los niños el balonmano desde una vertiente social y lúdica”.

 

A Jugar persigue varios objetivos, como realizar un plan estratégico para el balonmano escolar durante el periodo 2014-2020, implantar el balonmano en colegios donde no se realiza y recuperarlo en los centros donde ha gozado de gran tradición, y ayudar a todos los clubes, entrenadores y centros educativos que mantienen viva la llama de este deporte para que puedan seguir desarrollando su actividad.