Hacienda garantiza a los funcionarios las extras de 2014 y que se devolverá la de 2012

El secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta

Beteta asegura además que la devolución de la que se eliminó se realizará durante el próximo 2015. 

El secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, ha garantizado que los funcionarios cobrarán el próximo año "íntegramente" las dos pagas extraordinarias que les corresponden y ha reiterado el compromiso "real" de devolverles "presumiblemente en 2015" la paga de Navidad que les suprimió en 2012.

 

Beteta, en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press, ha señalado que aunque algunas comunidades autónomas, por razones presupuestarias, no podrán pagar a sus funcionarios las dos extras de 2014, "el Estado sí lo hará" porque está "en situación financiera de poderlo garantizar".

 

El secretario de Estado ha señalado además que la voluntad del Gobierno es trabajar para devolver a los funcionarios algunos de los días de libre disposición (moscosos) que les quitó, así como la paga extra de Navidad que no les abonó en 2012 para poder reducir el déficit público.

 

"Hay un compromiso real de que aquella paga extra que se les tuvo que restar a los funcionarios se les devuelva cuando las circunstancias económicas mejoren, y eso se hará, presumiblemente, en el horizonte de 2015", ha apuntado.

 

Beteta ha precisado que esta fecha es "coherente" con la recuperación económica y fiscal que espera el Gobierno para entonces y ha desvinculado la devolución de la extra en dicho ejercicio de la celebración de elecciones generales. "Ojalá la economía creciera más en 2014 y lo pudiéramos hacer antes, pero hay que ser prudentes", ha precisado.

 

El secretario de Estado ha destacado que los funcionarios han ayudado al país "decisivamente" con su buen hacer, su trabajo y sus esfuerzos económicos y que dichos esfuerzos deben ser compensados con la devolución de la paga extra que se les suprimió. "Esperemos que (dicha devolución) sea en el 2015", ha insistido.