Garamendi marca la participación, transparencia e independencia para su proyecto en la CEOE

Antonio Garamendi. TRIBUNA

Garamendi ha mantenido este jueves en Valladolid un encuentro con el Comité Ejecutivo de la Confederación Vallisoletana de Empresarios.

El vicepresidente de Cepyme y candidato a la Presidencia de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales, Antonio Garamendi, ha marcado como prioridades en su proyecto electoral la participación, la transparencia y la independencia.

 

Garamendi ha mantenido este jueves en Valladolid un encuentro con el Comité Ejecutivo de la Confederación Vallisoletana de Empresarios, cuyo presidente, José Antonio de Pedro, ha considerado que si el candidato tiene "el deseo de dar una nueva forma de trabajo" a la CEOE, "va a coincidir" con la organización provincial que dirige.

 

El dirigente empresarial ha explicado que su proyecto se basa en buscar "el cambio" hacia "otro modelo" porque considera que la sociedad española exige planteamientos diferentes en las organizaciones.

 

Así, se ha marcado como prioridades aspectos como la participación "de abajo a arriba" en la CEOE, para que "lo primero" sean los empresarios asociados a las distintas organizaciones y sientan que se les tiene más presentes.

 

Del mismo modo, ha incidido en que pretende avanzar en la transparencia, algo que ha calificado de "tarea pendiente" en la patronal española, y para lo que cree necesaria la "ejemplaridad" de los dirigentes. Esa transparencia, ha añadido, debe ser tanto hacia la propia organización como hacia la sociedad.

 

En tercer lugar ha citado como "fundamental" la independencia de la organización para poder realizar aportaciones a la sociedad, tanto en el sentido de que las empresas puedan ser independientes para realizar sus demandas, pero también como organización para poder colaborar "cuando los asuntos sean importantes".

 

En este sentido, ha precisado que en determinados momentos los empresarios deben ser responsables para "estar juntos" con la sociedad. Por ello, ha puesto como ejemplo los Pactos de La Moncloa.

 

Con todo ello, ha manifestado, espera que se puedan "volver a prestigiar" las organizaciones empresariales y que puedan situarse "en un sitio mucho mejor" que en el que la sociedad piensa actualmente que están.