Familia destinará 6 de cada 10 euros a la "plena atención de la dependencia" en 2016, con 514 millones

Alicia García durante su comparecencia en las Cortes

García destaca que se trata del presupuesto para atención a las personas "más alto de toda la historia autonómica de Castilla y León. 

La Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades destinará seis de cada diez euros de su presupuesto para 2016 a la "plena atención a la dependencia", incluidos los dependientes de grado 1, con 514 millones de euros de los 872,5 con que contará este departamento, 37 millones más que en 2015.


Así lo ha defendido este martes la consejera, Alicia García, quien ha comparecido ante la Comisión de Economía y Hacienda de las Cortes de Castilla y León para desglosar las cuentas de Familia e Igualdad de Oportunidades dentro del Proyecto de Presupuestos Generales de la Comunidad (PGC) para el año próximo.

García ha destacado que se trata del presupuesto para prestaciones dirigidas a la atención a las personas "más alto de toda la historia autonómica de Castilla y León", al tiempo que ha recordado que de las tres consejerías sociales de la Junta, la suya es la que "más incrementa sus partidas" y la segunda del conjunto del Gobierno regional.

La consejera ha definido las cuentas de Familia como "comprometidas" con "la protección a los más necesitados, plena atención a la dependencia, el fomento del empleo y la igualdad de oportunidades.

Por lo que se refiere a la atención a la dependencia, García ha recordado que Castilla y León atiende ya a 70.180 dependientes con 89.493 prestaciones, "muy por encima de la media nacional", que es del 1,64 por ciento frente al 2,81 de la Comunidad. En cuanto a dependientes severos y grandes dependientes, la región atiende al 99,7 por ciento de beneficiarios frente al 88,7 de la media española.

Por otro lado, ha destacado también el incremento de un 12,5 por ciento de los fondos para "los más necesitados" a través de la Red de Protección a Familias, hasta sumar un total de 180 millones de euros para atender a más de 180.000 personas. Sin dejar esta Red, Alicia García ha indicado que la partida para la Renta Garantizada de Ciudadanía (RGC) alcanzará los 69 millones de euros tras crecer más de un 25 por ciento.

En materia de empleo, integración social, capacitación laboral y normalización de los colectivos con mayores necesidades, el presupuesto de la Consejería contempla una cifra de diez millones de euros, lo que supone un incremento del 12,57 por ciento.

AUMENTAN CASI TODOS LOS POGRAMAS

En su intervención, Alicia García ha subrayado que los recursos y las partidas concretas aumentan "en prácticamente todos los programas", al tiempo que ha mostrado su "compromiso" con unos Servicios Sociales "de calidad y para todos", con la "mejora constante de su rendimiento y con la garantía de la sostenibilidad.

La financiación de los servicios sociales básicos y la integración social experimenta un crecimiento del ocho por ciento y contará con 209 millones de euros, 15,6 más que en 2015, que se concentrarán en tres grandes líneas como son financiación del Acuerdo Marco, dependencia y lucha contra la pobreza y exclusión.

El apartado de pensiones y otras prestaciones económicas contempla más de 200 millones de euros, en el que se incluyen las pensiones no contributivas con 125,5 millones de euros, las prestaciones correspondientes a la Ley de Integración Lismi con 4,7 millones y las pensiones de ancianidad y enfermedad con 200.000 euros.

Por lo que se refiere a la atención a personas con discapacidad, que contará con 130,3 millones de euros, la consejera ha asegurado que mantendrá la colaboración con entidades y asociaciones del sector de la discapacidad, para lo que concederá subvenciones para programas de información, coordinación y sensibilización comunitaria, promoción de la autonomía personal e iniciativas de apoyo a las familias por valor de 7,8 millones.

Un aspecto "determinante" en este apartado será la aprobación del I Plan Estratégico de Igualdad de Oportunidades de acuerdo con entidades representativas agrupadas en el Cermi, tal como ha aseverado García.

En cuanto a la atención temprana a discapacitados, se destinarán 3,1 millones que servirán también para garantiza la dotación de la red de infraestructuras que en cuenta con 552 centros y 15.840 plazas en Castilla y León. En este sentido, se iniciará la construcción de un nuevo Centro Base en Valladolid y se reformará el Centro de Atención a Minusválidos Psíquicos de Palencia.

Para la empleabilidad de este colectivo, se habilitarán 8,71 millones de euros a acciones específicas de empleo y formación, con 4,3 millones destinados a itinerarios de empleo. Asimismo, se contemplan 4,4 millones para fomentar del empleo de personas en riesgo de exclusión, un 25 por ciento más que en 2015, dentro de lo cual habrá una partida concreta de 600.000 euros para mejorar las habilidades y competencias de jóvenes en riesgo o exclusión. A esto se sumará más de un millón a políticas de empleo y juventud.

PERSONAS MAYORES

La atención a las personas mayores estará dotada con 188,3 millones de euros, un 2,3 por ciento más que en 2015, dentro de lo cual los programas de prevención contarán con un millón, un 18,4 por ciento más, y se pondrá en marcha un nuevo programa de promoción del asociacionismo en el medio rural al que se destinarán 312.240 euros. También se realizarán actuaciones de mejora y modernización en los centros de día de la Gerencia de Servicios Sociales y se ampliará la oferta de actividades de envejecimiento activo.

En este apartado presupuestario se encuentra también el Club de los 60 con el programa de viajes, de termalismo, el interuniversitario de la experiencia o las ciber-aulas, a las que en 2016 se sumará un nuevo programa intergeneracional entre mayores y universitarios bautizado como 'Aulas para la vida independiente'. En el ámbito de prevención se pondrá en marcha la estrategia de prevención de la dependencia.

La atención integral a este colectivo se articulará mediante la generalización de las experiencias 'En mi casa' y los 267 centros multiservicios que cuentan con 660 servicios integrados, al tiempo que se continuará con la implantación de las unidades de convalecencia sociosanitaria, para lo que en próximos meses se pondrán en marcha dos nuevas en Ávila y Palencia mientras que se reconvertirán plazas para personas válidas en plazas para dependientes.

Asimismo, en 2016 se abrirán dos nuevas unidades de convivencia en Miranda de Ebro y tres en el centro de Cortes de Burgos, mientras que se iniciarán actuaciones para su apertura en la residencia de Armunia en León y en la de Puente de Hierro en Palencia, lo que supondrá una inversión de 1,2 millones de euros, 18,8 por ciento más que en 2015.