Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

Europa considera que la población de lobo se ha estabilizado en España

tres ejemplares de lobo.

Lamenta las "deficiencias" en el recuento de ejemplares, aunque la Junta está a punto de dar a conocer un nuevo censo. Apunta que se pueden financiar programas de conservación a cargo de los fondos LIFE, pero no que pueda entrar como recurso para los Feader.

La Comisión Europea considera que la situación del lobo en España, y también en Castilla y León, es estable y que su conservación es favorable. Así lo transmite en una respuesta parlamentaria a pregunta de los eurodiputados del Partido Verde Europeo, entre los que está el español Francisco Sosa Wagner (UPyD), respuesta en la que también apunta la posibilidad de financiar con fondos europeos planes de conservación de esta especie.

 

La respuesta se ha producido recientemente, el pasado día 20 de marzo, a una cuestión planteada el día 28 de enero pasado por un grupo de seis eurodiputados. La cuestión ponía sobre la mesa aspectos como la inexistencia de un censo fiable y actualizado de lobo en España, cosa que es cierta; la posibilidad de ayudar a ganaderos y agricultores de las zonas donde hay lobo para paliar con fondos estructurales las posibles mermas en su actividad; y, especialmente, la posibilidad de cambiar el modo de aprovechamiento cinegético actual, que divide la especie entre cazable o no cazable según si está al Sur o al Norte del Duero.

 

En la pregunta, se plantea a la Comisión Europea si convendría "armonizar la protección del lobo ibérico en toda España para que el país se pueda beneficiar de los fondos del proyecto LIFE (instrumento financiero con el que la UE presta su apoyo a proyectos de conservación del medio ambiente y de la naturaleza), como ocurre en Portugal?". Actualmente, el lobo es especie cinegética al Norte del Duero, donde es más abundante, con lo que se puede cazar por cupos; y no lo es al sur, aunque se controla por los ataques al ganado. En su última actualización de la normativa, la Junta de Castilla y León no toca esta situación.

 

En su respuesta, la Comisión Europea asegura que "tiene conocimiento de las posibles deficiencias de que adolecen los métodos utilizados para el recuento de la población de lobos ibéricos, como la inexistencia de un censo nacional actualizado. Así se reconocen en los informes que están disponibles en la página web de la Comisión sobre la situación de los grandes carnívoros en el periodo de 2010-2012". No obstante, hay que apuntar que la Junta de Castilla y León va a presentar en breve los resultados del último estudio de campo que se ha realizado entre 2012 y 2013 para actualizar los datos sobre la población de lobo en la Comunidad, necesarios para actuar correctamente en su conservación.

 

A pesar de ello, las autoridades europeas considera que la conservación del lobo en España es un hecho y que su población es estable. "No obstante, la información disponible, incluidos los estudios parciales realizados en zonas específicas, y la estabilidad de la superficie ocupada por el lobo, indican que la población es estable. De acuerdo con el informe más reciente publicado por las autoridades españolas conforme a lo dispuesto en el artículo 17 de la Directiva sobre los hábitats, el estado de conservación de esta especie en España es favorable", asegura en su respuesta.

 

AYUDAS LIFE

En cuanto a la posibilidad de financiar planes de conservación con cargo a fondos europeos, la respuesta oficial asegura que "no hay ningún impedimento para que el proyecto LIFE aporte financiación destinada a la población de lobos en el conjunto del territorio español". Eso sí, deja fuera la posibilidad de compensar con fondos Feader, como explica: "En lo tocante a la ayuda a las zonas con limitaciones naturales u otras limitaciones específicas al amparo del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (Feader), debe tenerse presente que esa ayuda se abona para compensar los costes adicionales y las pérdidas de ingresos como consecuencia de las limitaciones que supone la producción agrícola en la zona en cuestión, según lo establecido en el artículo 31 del Reglamento (UE) n° 1305/2013. No es posible, por tanto, subvencionar la conservación del lobo ibérico en virtud de esta medida de desarrollo rural".