España busca ante la República Checa el pase directo a cuartos

Selección española femenina España Japón Mundial

La selección española de baloncesto femenino afronta este martes ante la República Checa (15:15, Teledeporte) el último partido del Grupo A de la Copa del Mundo que se está celebrando en Turquía, un choque en el que españolas y checas se disputarán la primera posición de la clasificación, un puesto que da acceso directo a los cuartos de final.

España deberá mantener el nivel mostrado hasta la fecha quiere vencer a las checas y entrar en los cuartos sin pasar por el cruce de octavos, recompensa que otorga acabar como primeras de grupo. Además, de producirse una derrota, el traspiés tendría doble veneno, ya que la segunda del grupo A va directa al camino de la gran favorita al título, Estados Unidos.

Ante las débiles Japón y Brasil, las pupilas de Lucas Mondelo le han cogido el pulso al campeonato consiguiendo sendas holgadas victorias, sumando 51 puntos de diferencia en el 'basketaverage' tras las dos primeras jornadas. Unos resultados que hacen que las actuales medallas de bronce mundial estén por delante de las checas, que también han vencido a las mismas rivales pero por un margen menor.

En esos partidos han destacado dos mujeres, Sancho Lyttle y Alba Torrens, que están siendo las líderes del equipo español. Lyttle está dominando la pintura, promediando 17 puntos y 12'5 rebotes; apartados en los que está quinta y segunda en las estadísticas individuales. Por su parte, Torrens está apoyando magistralmente a la caribeña con 14'5 puntos.

Por su parte, las checas están defendiendo en el país otomano la plata que consiguieron hace cuatro años en el campeonato del Mundo del que fueron anfitrionas. Eso sí, las mujeres de Lubor Blazek están en medio de un cambio generacional, y solo quedan cinco mujeres de las que consiguieron el metal plateado en el país sudamericano.

Además, las centroeuropeas son un rival que históricamente se le da bien a España. Y es que sumando los partidos jugados en Juegos Olímpicos, Mundiales y Europeos, las jugadoras españolas dominan 8 a 3 -2-1 en los Juegos, 1-1 en Copas del Mundo y 5-1 en el torneo continental- y no pierden en competición oficial ante las checas desde el año 2006.