El verano, que llega hoy a Castilla y León, será "normal", según la AEMET

Según los datos de la agencia, esta primavera ha sido la tercera más lluviosa en los últimos 40 años y permitiría cerrar el año hidrológico hoy mismo con un superávit del 5 por ciento aunque no lloviera el resto del año. También ha sido la más fría de las tres últimas décadas

Las intensas lluvias caídas esta primavera en Castilla y León y el conjunto de España, la tercera más lluviosa en los últimos cuarenta años, permitirían a fecha de hoy cerrar el actual año hidrológico, aún sin caer una gota más, con un superávit de un 5 por ciento, tal y como ha subrayado el delegado regional de la Agencia Estatal de Meteorología, Pablo Ortiz de Galisteo.

 

Con respecto a la estación estival, que comienza este viernes y se prolongará hasta el 22 de septiembre, Ortiz de Galisteo ha reconocido la dificultad de realizar una predicción estacional aunque han apuntado que el verano será "normal en su conjunto", salvo porque en el mes de junio y la primera semana de julio las temperaturas serán algo más bajas de lo habitual debido a la incidencia de un flujo del nordeste.

 

Su afirmación, durante la comparecencia ante los medios para hacer balance de la primavera y realizar un pronóstico del verano que comienza oficialmente este viernes a las 07.04 horas, viene a constatar la intensidad de las precipitaciones registradas desde el pasado día 1 de octubre, con una media de 199 litros por metro cuadrado, un 55 por ciento más de lo normal (130 litros) y cantidades que no se recogían desde 1971, año en el que se llegaron a contabilizar 239 litros por metro cuadrado.

 

Y es que la primavera ya concluida ha sido extremadamente lluviosa, sobre todo en el Valle del Duero y capitales como Zamora, Soria y Valladolid, "hasta el punto de que el mes de marzo registró las precipitaciones más cuantiosas que se recuerdan desde la existencia de observatorios en Castilla y León", ha enfatizado Ortiz de Galisteo.

 

Éste, quien ha comparecido junto con el subdelegado del Gobierno, José Antonio Martínez Bermejo, y el jefe del Grupo de Predicción y Vigilancia de la AEMET, Juan Pablo Álvarez, ha incidido igualmente en que ha sido una primavera muy fría, con 9 grados de media, ocho décimas menos si se compara con la del periodo 1971-2000 y la más fría desde los últimos treinta años que nos lleva a remontarnos a la de 1986.