El Valladolid se reengancha a la Liga y siete meses después gana a domicilio

Siete meses después de su última victoria en la Liga, sometió al Nástic en Tarragona con goles de Juan Villar y Jose

Más de siete largos meses han tenido que pasar para que el Real Valladolid cosechara una victoria fuera de casa. Desde que el pasado 12 de marzo ganara a lo grande al Real Oviedo en el Carlos Tartiere, el Pucela no sabía lo que era saborear las mieles del triunfo como forastero. Y este domingo lo logró en el Nou Estadi de Tarragona, donde el colista, como estaba previsto, jugó muy por encima de lo que dictaba su clasificación y obligó al equipo vallisoletano a cuajar su mejor partido de la temporada para doblegarle por 1-2.

 

Juan Villar, en una acción de delantero centro, adelantó al Pucela en el minuto 26 al cazar un centro al área desde el costado izquierdo de Jordán para rematar con la derecha, raso y pegado al palo. Uche, de derechazo imparable desde fuera del área, devolvió el empate al marcador en el minuto 40 y José, de un sensacional testarazo a centro de Moyano desde la dereecha, elevó el 1-2 definitivo.

 

Además de los tantos, el partido tuvo dos ocasiones claras de gol, una para cada equipo. La primera para el Nástic, en el minuto 16, para inaugurar el marcador en el marcador y la segunda para el Real Valladolid, con el 0-1, justo antes del tanto del empate de Uche. Los disparos de Muñiz para los locales y de Álex López para los vallisoletanos se fueron a los postes.

 

Por juego, la victoria del Real Valladolid fue merecida y trabajada en un partido, como todos los de la categoría, presidido por la igualdad. Ambos equipos buscaron el triunfo, pero el Pucela jugó mejor. Quizá por la presión del colista que se ve con desesperación por detrás en el marcador, el Nástic fue a remolque del Pucela desde el primer tanto hasta que Uche, cuando mejor jugaban los blanquivioleta, se sacó de la manga un tiro imparable para empatar.

 

En la segunda mitad, el Real Valladolid controló el tiempo del choque. Sujetó bien el ataque impreciso y precipitado del Nástic y llevó el tiempo del partido hasta que Jose pudo el 1-2 el marcador del Nou Estadi.

 

Sólo en los últimos minutos el Nástic puso contra las cuerdas al Pucela. A base de raza, llegó con muchos hombres, a la desesperada, al área de Becerra. Por supuesto, en ese ataque con todo del Nástic, los locales propiciaron los contraataques del Real Valladolid, situación que Raúl de Tomás, que salió en el minuto 69 para relevar a Juan Villar, pudo aprovechar en el minuto 80 con un disparo cruzado desde dentro del área que atajó el arquero tarraconense.

 

Con esta victoria, el Real Valladolid se aúpa al centro del tabla con 13 puntos y los mismos goles a favor y en contra, justo antes de recibir en Zorrilla al Real Zaragoza (domingo, 12 horas) en uno de los partidos más atractivos de la undécima jornada en una Liga 1I2I3 presidida por la igualdad y en la que sólo el Levante, con 23 puntos, está por el momento muy por encima de sus rivales.