Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

El tenis le devuelve a Nadal su sitio: el Número 1

El español derrotó a Berdych, que tuvo que retirarse por lesión, y recupera el trono mundial, del que solo las lesiones le han apartado.

El tenista español Rafa Nadal accederá este lunes oficialmente al número uno del ránking de la ATP en sustitución del serbio Novak Djokovic, en lo que será su tercera estancia en lo más alto de la clasificación mundial, y después de firmar un espectacular año 2013.

 

 El jugador de Manacor, de 27 años, se convirtió por primera vez en su carrera en el mejor tenista del mundo el 18 de agosto de 2008, un día después de lograr otro éxito éxito en la capital china, donde se coronó como campeón olímpico en los Juegos de 2008. Llevaba 162 semanas como escolta del suizo Roger Federer entonces y fue el primer zurdo desde el estadounidense John McEnroe en acabar como número uno un año donde se coronó en Roland Garros y Wimbledon, además del quinto español en lograrlo tras Manolo Santana, Carlos Moyà, Juan Carlos Ferrero y Arantxa Sánchez Vicario.

 

 Esta privilegiada posición apenas le duró un año. En 2009, pese a comenzarlo con la victoria en el Abierto de Australia, las rodillas le empezaron a molestar y su inesperada derrota en París ante el sueco Robin Soderling, más la imposibilidad de defender por lesión su título en Londres hizo que Federer volviese al número uno el 6 de julio después de 46 semanas.

 

 Nadal tuvo que esperar un año para volver a ser el número uno. Dejó atrás el duro 2009, y en 2010 volvió por sus fueros firmando seguramente uno de las mejores campañas de su carrera. Ganó siete títulos, entre ellos su quinto Roland Garros, su segundo Wimbledon y su primer US Open, aunque antes de sus victorias en Londres y Nueva York, esta última le sirvió para ser el más joven de la historia en completar el 'Grand Slam', ya había recuperado el trono tras tomarse la revancha en París.

 

 Su segunda experiencia dominando el ránking sí duró al menos un año. 56 semanas estuvo el tenista español, imposible de frenar la irrupción en 2011 de Novak Djokovic, que sólo le dio un respiro en Roland Garros, derrotándole en cambio en las finales de Wimbledon, donde tras alcanzar la final le arrebató el número uno, y el US Open.

 

El de Belgrado se convirtió en el gran dominador del tenis y aunque 'bajó' su nivel en 2012, cerró también como número uno, aprovechando en buena parte la baja del español por una nueva lesión de rodilla. Este volvió a principios de febrero comenzando a encadenar triunfos sin parar, pese a que en el primer torneo, en Viña del Mar (Chile), perdió la final ante el argentino Horacio Zeballos.

 

El sudamericano puede ser uno de los pocos en presumir junto a 'Nole' (Montecarlo) y el belga Steve Darcis (Wimbledon) en haber derrotado este año al fiable manacorí, que acumula actualmente 65 victorias y tan sólo estas tres derrotas en una temporada donde ha lleva 13 finales con la conquista en Pekín.

 

 Empezó el año el cuatro del mundo a muchos puntos del serbio, pero fue sumando allá por donde iba, y luego, con la ayuda de no tener que defender puntos en el periodo de su lesión de 2012 y pese a otro parón tras su eliminación en Londres, su brillante verano con los títulos en Canadá, Cincinnati y Nueva York, le permitieron  acechar al balcánico y prácticamente dejar en cuestión de tiempo que volviese al número uno del mundo.