El Teatro Fernán Gómez pasa a llamarse Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa

Cambian el nombre del teatro y los famosos salen a protestar

El Teatro Fernán Gómez de Madrid ha pasado a llamarse Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa.

Los operarios del ayuntamiento quitaron el nombre antiguo ayer mismo. El nombre de Teatro Fernán Gómez se puso en homenaje al actor y director teatral Fernando Fernán Gómez, fallecido hace hoy seis años.

Ahora, el director del centro, José Tono, recupera su nombre anterior, ya que antes de llamarse Teatro Fernán Gómez se denominaba Centro Cultural de la Villa.

Sobre el hecho de que el nombre haya sido retirado un día antes del sexto aniversario de la muerte del actor español, estas fuentes han recalcado que ha sido "pura coincidencia".

En el lugar que hasta ahora ocupaban las letras se pondrán lonas con la publicidad de la programación cultural del centro, de modo que la oferta cultural tenga mayor visibilidad. Y en los dos laterales se colocarán las letras fijas con la nueva denominación del centro.

REACCIONES EN TWITTER

Ante la falta de información respecto al cambio de nombre, las redes sociales rápidamente se han levantado en armas con comentarios tanto de personalidades de la cultura como de ciudadanos anónimos.

"Hasta muerto les molesta. Funcionarios del ayuntamiento quitan las letras de Fernando Fernán Gómez del teatro", ha denunciado en Twitter el actor Juan Diego Botto.

Por su parte, la escritora y periodista Maruja Torres ha recalcado que la alcaldesa Ana "Botella quita el rótulo de Fernán Gómez a su teatro un día antes del aniversario de su muerte".

"La basura sigue gobernando Madrid. Quitan el nombre de Fernán Gómez en el aniversario de su muerte. ¿Será el Teatro Vodafone Leticia Sabater?", ha afirmado entre colérico e irónico el intérprete Carlos Bardem.

En esta línea, el comunicador Máximo Pradera ha ironizado al afirmar que "era prioritario arrancar las letras de Fernán Gómez del Centro de la Villa" antes que cambiar los símbolos y nombres de calles franquistas que aún hay en la capital.