El puzzle más grande del mundo toma forma en Valladolid

El puzzle 'Vida salvaje', con 33.600 piezas y 570 centímetros de largo por 157 de alto, montado en la Cúpula del Milenio. J.P.

El rompecabezas, que se ha montado en la Cúpula del Milenio entre cien personas en diecinueve horas y siete minutos, cuenta con 33.600 piezas y mide 570 centímetros de largo por 157 de alto.

Cien personas, el puzzle más grande del mundo (nada menos que 33.600 piezas) y muchas ganas de pasárselo bien. Unos ingredientes muy concretos se reunieron este viernes a partir de las 20:00 horas con el único objetivo de montar este coloso de 570 centímetros de largo por 157 de alto antes de que pasara un día. Y vaya si lo consiguieron.

 

'Vida salvaje', que como su nombre indica muestra una jungla con decenas de animales, quedó ensamblado en solo diecinueve horas y siete minutos. Y por que "se relajaron un poco", tal y como ha explicado Alfonso Álvarez, organizador, a Tribuna una vez concluida la hazaña.

 

"La verdad es que con tanta gente ayudando pensé que iba a ser más fácil, que íbamos a terminar un par de horas antes pese a que teníamos 24, pero al final nos hemos relajado y hemos hecho 19", decía.

 

El proceso consistía en que diez grupos de diez personas se dividían el trabajo en diez 'mini puzzles' para después ensamblar todas las partes y acabar con el resultado final. Como podía verse en la Cúpula del Milenio, el proceso fue un auténtico éxito. "Muchos hemos estado sin dormir, claro, porque empezamos a las ocho de la tarde. Otros durmieron un poquito, otros cuatro o cinco horas... Lo importante es que lo hemos pasado bien".

 

Pero la diversión no ha finalizado. Este domingo tendrá lugar el llamado 'reto salvaje', donde cien parejas contarán con hasta cien puzzles de quinientas piezas que deberán terminar cuanto antes para proclamarse ganadores. Un evento en el que estarán presentes participantes de toda España a eso de las 11:00, cuando el ritmo frenético de montaje comience.

 

"Esto sí que es alucinante de ver, porque el puzzle gigante se hace con relativa tranquilidad. Esto es un no parar", sonríe Alfonso. ¿Y cuál es el reto para el año que viene? "Que venga más gente a las fiestas de San Pedro Regalado a montar puzzles". Bien claro, ahora a ver si al público le encaja.