El Pucela se apunta a 'la esperanza es lo último que se pierde'

Jesús Rueda, durante un partido de esta temporada. REAL VALLADOLID

El capitán Jesús Rueda asegura que "apurarán las opciones matemáticas" que le quedan al Real Valladolid y señala que les "faltó oficio" para imponerse al Betis en el Benito Villamarín.

La situación era tensa tras el entrenamiento del Real Valladolid este martes, el que suponía la vuelta al trabajo del equipo después de la dura derrota que deja la situación muy delicada y con los blanquivioleta con pie y medio en Segunda División. Este próximo domingo solo vale ganar al Granada y esperar que la diosa fortuna ayude un otros campos, algo que tampoco se antoja muy sencillo.

 

Tenía que ser uno de los capitanes del Pucela el que saliera a dar la cara, después del desaguisado. Jesús Rueda, con cara de circunstancias, atendió a los medios tratando de dar un mensaje de optimismo. "Todavía tenemos opciones matemáticas. Está muy difícil, pero tenemos que intentarlo dando la cara primero nosotros y luego esperar que nos favorezcan otros resultados".

 

Efectivamente, al Valladolid solo le vale que no gane Osasuna en el Reyno al Betis o, si lo hace, que el Getafe pierda en su visita a Vallecas. No hay más cuentas que echar.

 

"Contra el Granada hay que ganar como sea, luego será el momento de mirar a otros campos. Si no cumplimos nosotros, no tiene sentido que miremos a Osasuna y Getafe", siguió el central. "Perder fue realmente duro en Sevilla, pero peor es cuando te das cuenta de que no dependes de tí mismo para lograr la permanencia".

 

¿Qué le faltó al Pucela el pasado domingo? "Oficio", respondió Rueda. "Tenemos otras virtudes, pero esa desde luego no y es evidente que nos cuesta cerrar los partidos", reconoció el jugador. Lo que está claro es una cosa. Bien por que no queda otra o bien por que hay que saber venderse a la afición -el central también pidió que Zorrilla sea una caldera el domingo-, el Valladolid se apunta a que la esperanza es lo último que se pierde.