El PSOE vuelve a ser 'el del puño y la rosa'

Imagen de la presentación de la campaña

El PSOE ha recuperado el puño y la rosa y lanza desde hoy una campaña sobre los logros del partido en los sitios donde gobierna al cumplirse 100 días desde la constitución de los ayuntamientos

Para esta campaña el partido ha recuperado el protagonismo del puño y de la rosa, un logo histórico al "nunca" ha renunciado, según ha dicho la diputada socialista, y que sirve para reafirmar lo que ahora son "las dos fortalezas" del PSOE: "la solvencia de nuestros valores" (representados por el puño y la rosa) y "Pedro Sánchez, su liderazgo y su perfil del siglo XXI".

 

González Veracruz ha comparecido junto a la vicecoordinadora del Comité Electoral y secretaria de Política Municipal del PSOE para lanzar la campaña 'Gobernando con hechos' cuando se cumplen algo más de cien días de que el partido se hiciera con el poder en cinco comunidades autónomas y miles de ayuntamientos tras las elecciones del pasado 24 de mayo.

 

Para esta campaña el PSOE ha puesto en marcha una página web (www.gobernandoconhechos.es) y ha imprimido dos millones de folletos a través de los cuales explica con datos "rigurosos" todos los logros que ha conseguido en aquellas sitios donde gobierna, donde según ha indicado González Veracruz, han conseguido realmente "transformar" la vida de los ciudadanos.

 

En concreto, los socialistas presumen de haber aprobado en tres meses 30.000 becas para libros de texto, de haber creado oficinas antidesahucios, de haber reabierto los comedores sociales, de haber ofrecido más becas comedor y de haber reabierto escuelas rurales en Castilla-La Mancha o centros de Urgencias en Extremadura.

 

EL PARTIDO SE JUEGA ENTRE PP Y PSOE

 

En cuanto a las elecciones generales del próximo 20D, María González  está "convencida" de que el partido se lo juegan el líder del PP, Mariano Rajoy, y el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y ve "objetivamente complicado" que el responsable de Ciudadanos, Albert Rivera, acabe en La Moncloa.

 

La dirigente socialista ha comenzado dejando claro que a lo que está el PSOE es a ser la primera fuerza política en España para "cambiar el país" y aplicar sus políticas de igualdad, de crecimiento justo, de modernidad y de limpieza democrática "con Pedro Sánchez en La Moncloa".

 

Dicho esto, se ha mostrado "convencida" de que en estos comicios quienes se la juegan son los líderes de los dos partidos mayoritarios, restando así importancia a las posibilidades electorales de otros partidos, como Podemos o Ciudadanos, entre otras cosas porque, según ha dicho, no tienen "ni la experiencia ni la capacidad" necesarias.