El PSOE Valladolid insta a la Fiscalía a seguir escarbando en varios contratos del Plan E del Ayuntamiento

Pedro Herrero y Óscar Puente, del PSOE Valladolid. JUAN POSTIGO

El Grupo Municipal Socialista asegura que hasta dieciocho contratos municipales que movieron ocho millones de euros no han sido fiscalizados por el Tribunal de Cuentas.

Después de que el pasado sábado la Fiscalía del Tribunal de Cuentas de Valladolid detectara presuntas irregularidades en las obras realizadas por el Ayuntamiento en dos colegios públicos, por un total de 369.077,22 euros, el PSOE Valladolid ha decidido tomar la palabra. Y lo ha hecho para instar a la misma Fiscalía a que continúe con la lupa puesta en hasta dieciocho contratos que también podrían tener su parte irregular, según ha explicado el presidente socialista, Óscar Puente.

 

Aquellos dos contratos, de ambas sustituciones de ventanas para los colegios públicos de Alonso Berruguete y García Lorca, supusieron que el Ayuntamiento recibió 369.077 euros del Gobierno de España, de manera que presuntamente se tramitó su adjudicación sin publicidad, por lo que la Fiscalía sospecha que se pudieron dar 'a dedo' a conocidos del Consistorio. Dichas empresas, acogidas dentro del Plan E en el año 2009, fueron Construsanz SL y Amper Sistemas.

 

"Hemos buscado algo más y hemos encontrado otros siete contratos de Construsanz y uno de Amper Sistemas que son sospechosos de haber tenido las mismas irregularidades", ha explicado Puente. Según los socialistas, por fechas y por similitudes en objeto estos ocho contratos deberían estar en el punto de mira y podrían ser objeto de estudio, con cuentas de hasta 800.000 euros. Pero hay más.

 

Otros diez contratos que, "a vista de lo anterior", corresponden a otras empresas y que también tienen cartas para estar en una situación irregular, que alcanzan los 7.200.000 euros invertidos por el Ayuntamiento de Valladolid, todos ellos con fecha de 2010 e incluidos dentro del Plan E. Entre los primeros contratos y estos segundos, se alcanzaría la nombrada cifra de ocho millones de euros.

 

"Fue el Consistorio el que gestionó el Plan E, por lo que ahora son ellos los que deben dar explicaciones para los criterios y las fórmulas que estableció en su día, además de las posibles irregularidades que han surgido", ha seguido Puente, quien también ha lamentado los continuos problemas en este campo que está teniendo que afrontar el Ayuntamiento en los últimos meses. "Se está desprestigiando la política".

 

Así, los últimos diez contratos y que mueven la cifra cercana a los 7.200.000 corresponden a trabajos tales como inversiones en escuelas infantiles, la construcción del cerramiento en el Pabellón de Canterac, la implantación de la tarjeta de movilidad o la rehabilitación y mejora de eficiencia energética del Teatro Calderón. Ahora debe ser el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Valladolid el que mueva ficha.

Noticias relacionadas