El primer equipo del Pucela y Javier Baraja separan definitivamente sus caminos

Javier Baraja, antes del comienzo de un partido de esta temporada. BORIS GARCÍA

El club ha comunicado que no ofrecerá la renovación al capitán, que se despedirá el próximo lunes en rueda de prensa.

Decir Javier Baraja es decir Real Valladolid, o al menos lo era hasta este viernes por la mañana, momento en el que el club ha anunciado de manera oficial que no renovará al capitán tras casi diez años de manera ininterrumpida en el primer equipo vistiendo la blanquivioleta.

 

Finaliza así el idilio entre el vallisoletano y el Pucela, que no ha confirmado si el ya ex jugador seguirá vinculado de alguna manera a Zorrilla o, simplemente, se retirará de la vida futbolística.

 

Baraja, con casi 34 años que cumplirá en agosto, ha reconocido más de una vez que le gustaría seguir vinculado al mundo del deporte rey una vez dejara de hacer labor de campo, aunque será el lunes a partir de las 12.00 en una rueda de prensa cuando termine de desvelar su futuro.

 

DESPEDIDA EN LA WEB

 

"Desgranar los elogios que se merece Javi Baraja es un obligado ejercicio de agradecimiento", rezaba la web del club en el comunciado de la noticia.

 

"Aprendió de grandes profesionales como Torres Gómez, del que tomó el número, o de Alberto Marcos cuál era la labor de un capitán dentro y fuera del terreno de juego. Sus compañeros le respetaban por su templanza, simpatía, carácter dialogante y conciliador, y por la autoridad que se ganaba con cada palabra y cada hecho. Ahora, otros compañeros tendrán que tomar su relevo de un grande. Y la vida sigue y el Pucela no para".

 

Baraja ha contado con poco potagonismo en la recién terminada temporada, disputando doce partidos, seis de ellos como titular y los otros seis restantes partiendo desde el banquillo. 

Noticias relacionadas