El PP municipal denuncia que Valladolid ha perdido el Día Nacional de la Moto por la pasividad del tripartito

El grupo municipal Popular ha denunciado que Óscar Puente ha rechazado que se celebre el Día Nacional de la moto en Valladolid, que comenzó a celebrarse el año pasado.

El “precio” que ha puesto para facilitar la organización es que “los motoclubes tenían que adherirse obligatoriamente y organizar la próxima edición de la fiesta de la moto el próximo enero de 2017”. Dado que no figura en los estatutos de la asociación de motoclubes de Valladolid, declinaron el “forzoso ofrecimiento”.

 

La consecuencia ha sido la negativa del equipo de gobierno de apoyar el evento, por lo que los organizadores han decidido llevarlo este año a Boecillo. Desde el grupo municipal Popular se denuncia que “la falta de cintura de Puente y su equipo vuelve a generar efectos negativos a la ciudad. Otro evento que se marcha. Primero Pingüinos y luego esto. El próximo enero nos venderán que Valladolid es la capital europea de la moto, en contra de los clubs de aficionados por desgracia”.

 

Por otra parte, los Populares en el Ayuntamiento volvieron a denunciar la absoluta falta de transparencia municipal de Puente, “que se comprometió en febrero a facilitar toda la información del coste de la fiesta de la moto 2016 y han pasado tres meses sin hacerlo”. El grupo Popular sospecha que el recelo a facilitar esa información “se deba a que según cálculos aproximados, el coste municipal real de la fiesta motera se acercara al medio millón de euros”.

 

El PP en el Ayuntamiento de Valladolid lamenta que la falta de empatía hacia la sociedad civil de Puente y su falta de transparencia “le esté saliendo caro a los Vallisoletanos. Desafortunadamente otro evento que pierde la ciudad”