El PP acusa a Rubalcaba y Mas de querer crear un "problema a todos los españoles" al promover "una nueva Constitución"

Pons: "No todos los políticos son malos"
Pons defiende reuniones privadas entre políticos porque hace falta un diálogo "discreto" para recobrar la confianza "los unos en los otros"


MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El vicesecretario general de Estudios y Programas, Esteban González Pons, ha acusado este martes al secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, y al presidente de la Generalitat, Artur Mas, de querer crear "un problema a todos los españoles al promover "una nueva" Constitución. Dicho esto, ha expresado el rechazo de su formación a "otra" Carta Magna porque, según ha dicho, España no la necesita.

Así se ha pronunciado González Pons tras la reunión secreta que mantuvieron el pasado domingo en Madrid Rubalcaba y el líder del PSC, Pere Navarro, con el presidente de la Generalitat, en la que trataron sobre la posible reforma de la Carta Magna y el encaje constitucional de Cataluña.

En una entrevista en TVE, recogida por Europa Press, el dirigente del PP ha asegurado que "en absoluto" es necesario un cambio de la Constitución en España. "En el PP estamos convencidos de que la Constitución es el gran éxito histórico de España y, por lo tanto, no necesitamos otra Constitución", ha enfatizado.

Según González Pons, un "cambio" para ir hacia una Constitución "federal como proponen Rubalcaba y quizás Artur Mas no significaría una reforma constitucional sino otra Constitución". "Y no necesitamos otra Constitución", ha proclamado.

Es más, ha dicho que es "políticamente un error" que los socialistas y Mas "intenten resolver un problema que solo es de ellos creando un problema a todos los españoles" y "llevándolos a una nueva Constitución".

DEFIENDE LAS REUNIONES "PRIVADAS"

Después de las reuniones secretas que han celebrado tanto Mariano Rajoy con Artur Mas, como los socialistas con el presidente de la Generalitat, González Pons ha defendido los encuentros "privados" y "discretos" entre dirigentes políticos sin "la presión de los medios de comunicación" para "estar más en lo que tienen que arreglar" y "menos en lo que van a contar".

"Si en España falta algo en este momento es diálogo privado, discreto y sensato entre los políticos", ha manifestado el responsable de Estudios y Programas del PP, para añadir que la prensa debe "enterarse de todo" pero después.

En este punto, ha subrayado que en 1978 los grandes acuerdos nacionales se lograron porque los políticos hablaban "mucho en confianza y en privado". "Para que los políticos recuperen entre los distintos partidos la confianza los unos en los otros, es importante que exista diálogo privado", ha concluido.